El Govern advierte: prioriza pobres y parados sobre los funcionarios

La presidenta del Govern, Francina Armengol, ha dicho hoy que la “desoladora” situación de las arcas públicas la obliga a priorizar: “Primero los que no comen, después los que están en paro, después los que tienen un contrato precario y después mejorar a los que tienen un trabajo estable”, como los funcionarios.

Armengol ha hecho esta afirmación para explicar en el Parlament su decisión de suspender hasta 2017 el acuerdo con los sindicatos para abonar complementos de carrera profesional a todos los empleados públicos a excepción de los docentes, una decisión que la portavoz del PP, Marga Prohens, ha atribuido a la “soberbia” y a las “mentiras” de la presidenta.

La jefa del ejecutivo ha admitido que la anulación del pacto suscrito en la pasada legislatura entre el Govern del PP y los sindicatos no le gusta, pero ha insistido en que hay necesidades más urgentes.

“No podemos pagar los 36 millones que ustedes nos dejaron hipotecados en el presupuestos de 2016”, ha señalado Armengol en referencia al coste previsto de la carrera profesional para el próximo ejercicio.

La presidenta, que ha recordado que, por imposición del Gobierno, los presupuestos del año próximo no podrán contemplar un déficit superior al 0,3 %, ha apuntado asimismo que la suspensión de la carrera profesional supone “tratar a todos los funcionarios por igual”.

Ha reprochado al PP que se preocupe ahora por los funcionarios cuando en la pasada legislatura despidió a 3.300 sanitarios y docentes.

Prohens ha recordado que los afectados por el aplazamiento de la carrera profesional son 2.970 funcionarios de servicios generales y 12.000 empleados públicos estatutarios, trabajadores que no están entre las “prioridades” de Govern, ha lamentado.

“¿Quién reducirá las listas de espera? ¿Quién abrirá los centros de salud por las tardes?”, ha preguntado la diputada a Armengol.

“La presidenta del diálogo ha conseguido que los sindicatos se levanten de las mesas de negociación, y saldrán a la calle” para protestar por el incumplimiento del acuerdo, ha ironizado Prohens.

También ha preguntado a la presidenta en el pleno parlamentario de hoy el líder del PI, Jaume Font, quien le ha reclamado que acuda a los tribunales para que el Gobierno central cumpla el Estatuto de Autonomía, una ley orgánica que le obliga a realizar inversiones que no se han llevado a cabo y a aprobar un nuevo Régimen Especial de Baleares.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.