Permanece cerrada la playa de Can Pere Antoni

Una fractura en una cañería de conducción de aguas residuales detectada el sábado por la noche en un punto de difícil acceso obligó a impulsar las aguas residuales al emisario submarino y por prevención se cerró al baño la playa de Can Pere Antoni.

El pasado sábado se localizó un escape de agua ante el Palacio de Congresos, en la esquina con Manuel Azaña. Hasta el lugar de la avería se desplazó la brigada de emergencia, que trabajó toda la noche para localizar el punto del escape.

A lo largo de todo el día de ayer domingo continuaron los trabajos de dos brigadas de emergencia, un capataz, el jefe de departamento y el técnico de guardia, que trabajaron de forma continuada con el apoyo de 4 camiones, una pala excavadora y una retro-excavadora.

La primera dificultad fue localizar el punto de ruptura de la conducción, situado a unos 3 metros de profundidad y ubicado por debajo de las canalizaciones sepultadas de electricidad y gas, hecho que ha dificultado mucho el acceso de los operarios en la avería.

Una vez localizado el punto, se pudo determinar que se trata de una fractura en la cañería de impulsión de aguas residuales hacia la estación depuradora. Se produjo en un tramo que se modificó en 2008 durante las obras de redefinición de las isletas de la fachada marítima de Palma.

Esta fractura obligó a impulsar aguas residuales por el emisario submarino y en consecuencia, por prevención, cerrar al baño la playa de Can Pere Antoni, que continúa con bandera roja hasta que las analíticas permitan volver a abrir la playa.

Una vez finalizada la excavación, a lo largo del día de hoy se procederá a la sustitución del tramo de cañería afectada. Posteriormente, y una vez restablecida la conducción de aguas residuales, se procederá a cerrar el punto de la avería.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.