Llucmajor eliminará los símbolos franquistas de la parroquia de Sant Miquel

El Ajuntament de Llucmajor y la parroquia del municipio han acordado retirar los últimos símbolos franquistas que permanecían en la fachada de la iglesia de Sant Miquel, un escudo y una peana de una cruz a los caídos en la Guerra Civil.

Según han informado en un comunicado conjunto, el alcalde del municipio, Jaume Tomàs, y el rector de la parroquia, Eugeni Rodríguez, mantuvieron unas conversaciones a raíz de una petición presentada por el Ajuntament al Bisbat de Mallorca el 4 de marzo del 2013 por la retirada de los símbolos franquistas situados en la fachada del edificio religioso. La respuesta favorable del Bisbat llegó el 9 de abril de 2013.

Por ello y para dar cumplimiento al artículo 15 de la Ley 52/2007, de Memoria Histórica, Consistorio y Consejo Parroquial de Llucmajor se han puesto de acuerdo en la retirada de los símbolos.

La intervención consistirá en retirar el escudo franquista y una placa y colocar unas placas de marès envejecido para no dañar la fachada de la iglesia parroquial, “patrimonio de los cristianos”.

El escudo y la placa retirada se guardará en el museo parroquial de la iglesia hasta que sea reclamado para hacer el Museo de la Memoria Histórica en Mallorca.

La peana de la cruz se llevará al cementerio y se colocará en el lugar donde actualmente está la cruz de los caídos. Así, este monumento quedará completo, cruz y peana en el cementerio de Llucmajor.

A principios de 2013, el PSIB de Llucmajor registró una instancia en el Ajuntament en la que solicitaba la aplicación de la Ley de Memoria Histórica y pedía retirar el símbolo franquista situado en la fachada de la iglesia parroquial de Sant Miquel.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.