Se destinarán más de 600 000 euros en reformar las calles de Cala Millor

Las obras estarán finalizadas antes de la temporada turística de 2017

El Ayuntamiento de Son Servera destinará 628 642,39 euros a un proyecto de reforma y rehabilitación de las calles de Cala Millor. El objetivo es mejorar la vida de los residentes y la imagen que proyecta el municipio a los miles de visitantes que llegan cada año, según se aprobó en el último pleno municipal llevado a cabo este jueves.

La alcaldesa de Son Servera, Natalia Troya, ha explicado que se trata de un proyecto de reforma y rehabilitación de calles “muy necesario y que los vecinos y vecinas demandaban desde hacía años y que ahora finalmente será una realidad”. Ha dicho que “queremos mostrar nuestra mejor cara a todas nuestras personas visitantes y que los residentes tengan garantizada una accesibilidad cómoda y segura, y que también el sector comercial pueda desarrollar su actividad económica de la mejor manera posible, en un entorno totalmente rehabilitado y adaptado a las nuevas demandas del mercado turístico”.

Por su parte, la regidora de Turismo y Hacienda, Marga Vives, ha explicado que estas obras se harán gracias a un remanente de Tesorería: “Los tres proyectos aprobados afectan a calles centrales de Cala Millor y el objetivo es embellecerlas para mejorar la imagen”. Además, Marga Vives ha anunciado que “el equipo de gobierno centrará las inversiones de 2017 en la zona costera del municipio mientras que en los próximos ejercicios continuaremos con mejoras en el núcleo de Son Servera”.

En este sentido, la regidora ha querido destacar que “todas las inversiones se hacen con fondos propios sin que suponga aumentar el nivel de endeudamiento del Ayuntamiento”.

De la misma forma, el regidor de Urbanismo, Antoni Servera, ha concretado las obras que se realizarán y cada una de ellas. La remodelación de la avenida de Joan Server Camps (entre la calle Fetjet y el Paseo Marítimo) tendrá un presupuesto de 315 853,66 euros para embaldosar las calles y las aceras. También se sembrará de nuevo el arbolado y se sustituirán las farolas por unas nuevas con tecnología LED.

Según ha comentado Servera, “se trata de la avenida de entrada a la zona costera, por lo que es nuestra tarjeta de presentación. Allí se encuentra gran parte del comercio local que mantiene los establecimientos abiertos durante todo el año. Queremos modernizar una parte de nuestra zona comercial, que ha quedado muy degradada, para darle un aspecto más moderno, más limpio y más accesible para dinamizarlo”.

Por otro lado, con un presupuesto de 188 909,60 euros, se reurbanizará la calle Rafalet, que según el concejal de Urbanismo, es “una vía que presenta muchas deficiencias, sobre todo en cuanto a las aceras y al asfaltado, que actualmente está levantado a causa de las raíces de los árboles”.

También se prevé la reordenación de las secciones viarias para otorgar una accesibilidad universal. Se repararán los baches existentes, los puntos de retención de agua y zonas deterioradas por el paso del tiempo, así como por la presencia de pinos que han levantado las aceras, y se corregirá el lugar donde se ubican las señales de tráfico que impiden el paso de peatones. También se enterrarán los contenedores de residuos, se mejorará la red de pluviales, se canalizará la red eléctrica y de telefonía y se sustituirán los pavimentos de las aceras.

Finalmente, la remodelación del Paseo Marítimo, entre las calles Pula y Sipells, tendrá un coste de 123 879,13 euros para pavimentar de nuevo toda la zona, sembrar tamarindos y colocar pilones para separar el tráfico rodado.

“El objetivo de esta obra es mejorar la anchura del tramo del Paseo Marítimo, que actualmente tiene más problemas de saturación de peatones, por ser un tramo muy estrecho, y reconvertir así parte de la calzada viaria en paseo peatonal “, ha concluido Servera.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.