La Mesa del Parlament se vuelve a reunir hoy tras la interrupción de la semana pasada

Xelo Huertas
Xelo Huertas

La Mesa del Parlament se volverá a reunir este miércoles para tramitar el cese de la (todavía) presidenta de la Cámara, Xelo Huertas, tras la ‘espantada’ de la propia Huertas y los diputados del PP durante la sesión de la semana pasada.

La Mesa está prevista para las 11.15 horas, en una semana en la que ya se ha reunido la junta de portavoces, a petición de PSIB, MÉS y Podemos, sin que los grupos llegaran a un acuerdo.

De hecho, no está claro si este miércoles se llegará a producir el cese efectivo de la presidenta puesto que el PP, que cuenta con dos representantes en la Mesa, ya ha anunciado que no quiere actuar hasta que no haya un informe de los servicios jurídicos del Parlament.

En este sentido, la portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Margalida Prohens, explicaba el lunes que quieren evitar ‘que pueda haber alguna querella’ contra sus dos diputados en la Mesa, Miquel Vidal y Miquel Jerez. Pero nadie quiere actuar hasta que no haya un informe de los servicios jurídicos del Parlament.

La junta de portavoces rechazó la solicitud de informe del PP, por lo que los ‘populares’ tienen previsto volver a plantear esta petición en la Mesa de este miércoles.

Por ello, el lunes los grupos que apoyan al Govern reconocían que el “desbloqueo” de la situación está en manos del PP o de la propia Huertas, a quien han pedido reiteradamente que renuncie voluntariamente.

Ante esto, Huertas ha insistido este martes en su derecho a defenderse ante los tribunales y ha recordado las medidas cautelares solicitadas a raíz de su demanda contra Podemos, por las que pide suspender la expulsión.

Huertas está citada a una vista por este motivo para el 9 de febrero y pide que la Mesa no tome ninguna decisión hasta que los tribunales resuelvan la demanda, pero PSIB, MÉS y Podemos no quieren esperar hasta entonces.

Prohens también ha expresado su respeto por los tribunales y remarcado que, las actuaciones ante la justicia, tienen como finalidad defender no sólo sus derechos fundamentales “sino también la independencia y salvaguarda de la figura de la presidencia del Parlament ante cualquier injerencia o coacción”.

Niega ser una ‘tránsfuga’ y quiere defenderse

Xelo Huertas ha rechazado este martes que se le llame ‘tránsfuga’ y ha insistido en defender ante los tribunales sus derechos fundamentales, tras su expulsión del Grupo Parlamentario Podemos.

Huertas ha manifestado su rechazo a que se le imputen ‘actuaciones corruptas de ningún tipo’, puesto que su actuación ha sido ajustada ‘al derecho en todo momento’.

Finalmente, la presidenta ha lamentado ‘profundamente’ la imagen que puede llegar a la ciudadanía, ‘que no se merece este comportamiento por parte de sus representantes’. “Mientras sea presidenta de esta institución, trabajaré para que su funcionamiento no se vea afectado por la polémica creada, tal y como he hecho siempre”, ha apuntado Huertas.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.