Desarticulado un grupo dedicado a la falsificación documental en Mallorca

Imagen de Archivo

La Policía Nacional ha detenido a 50 personas al desarticular una banda que se dedicaba a la falsificación documental. Todo ello, además, bajo las siglas de una ONG. Y es que, esto les hacía más fácil contactar con sus víctimas, la mayoría senegaleses, a los que ofrecían trabajo a cambio de papeles.

De hecho, la policía inició la investigación tras detectar un considerable aumento de renovaciones de permisos de residencia y trabajo. Y, de personas procedentes de Senegal, a los que daban de alta como jardineros o empleados del hogar.

Así, tras comprobar que quienes les contrataban no tenían ingresos suficientes para hacerlo. Ni, tampoco, casas con jardines, para contratar jardineros. La policía comenzó a investigar a la ONG mallorquina que se encontraba detrás de dichos contratos, cuya cabeza visible era un senegalés nacionalizado español.

Este ciudadano tenía bajo su mando a varias personas, algunas de su ámbito familiar. Y, todos ellos se dedicaban a asesorar, presuntamente de forma fraudulenta, a sus compatriotas para conseguir el permiso de residencia. Lo cual, según los indicios policiales, hacían a cambio de dinero. De hecho, se han encontrado ingresos de hasta 90.000 euros.

Eso sí, dejan claro que algunos de los dirigentes de la asociación desconocían que su firma estuviera siendo utilizada para actos presuntamente ilegales, siendo su participación en la asociación totalmente altruista.

Asimismo, la asociación también recogía enseres y dinero donados por personas, entidades y otras ONG’s. El objetivo, ayudar a senegaleses en su país. Sin embargo, parece que esas ayudas no llegaron a sus destinatarios.

Por eso, ahora, la policía investiga a donde fueron realmente esas donaciones.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.