Un cliente consigue que se libere a una joven de 23 años obligada a prostituirse

La Policía Nacional ha liberado en Palma a una mujer, de 23 años y nacionalidad nigeriana, que era obligada a prostituirse, gracias a la llamada de un cliente al teléfono contra la trata.

Según ha informado el cuerpo en un comunicado, la mujer estaba siendo obligada a ejercer la prostitución en diferentes clubs de alterne de Mallorca y que llegó a ser obligada a abortar tras quedar embarazada de un cliente, puesto que era obligada a mantener relaciones sin preservativo.

En la operación han sido detenidos una mujer y su pareja, la primera captó a la víctima en su ciudad de origen con una falsa oferta de trabajo como camarera. Convencida y seguidas las instrucciones de su tratante, fue llevada en camión a lo largo de varios países africanos hasta las costas de Libia. Allí permaneció alrededor de un mes hasta que recibió nuevas instrucciones para subir a un barco que la trasladaría hasta las costas del sur de Italia.

Rescatado el barco en el mar por servicios italianos junto a más de un centenar de personas -mujeres y niños muchos de ellos- fueron acogidas en un centro asistencial en la zona de Verona. No obstante, a los pocos días viajó hasta esta ciudad la mujer detenida para hacerse cargo de la víctima y trasladarla hasta Palma. En la capital balear, se le informó de que tenía una deuda inicial de 25.000 euros y que los tenía que pagar de manera urgente, por lo que se vio obligada a prostituirse.

Para evitar su fuga, durante el día la mantenían encerrada en un piso para luego por la noche trasladarla a diferentes clubs donde era explotada sexualmente, siempre bajo el control de la mujer detenida, a quien entregaba todas sus ganancias.

Obligada a abortar

La joven además de tener que prostituirse fue obligada a abortar tras quedarse embarazada, debido a que sus proxenetas exigían que mantuviese relaciones sin preservativo si así lo deseaba el cliente.

Fue un cliente quien comunicó los hechos a través del teléfono contra la trata, iniciándose de forma urgente las investigaciones, centrando el objetivo en la inmediata localización de la víctima, que pocas horas después fue liberada, deteniéndose a la proxeneta y a su pareja como colaborador y se realizó un registro en el domicilio donde estaba retenida la joven. En su interior se encontraron documentos directamente relacionados con la investigación.

La operación ‘Burbuja’ que ha llevado a la liberación de la joven y a la detención de sus captores, ha sido realizada por agentes de la UCRIF de la Jefatura Superior de Policía de Baleares.

Poema de agradecimiento

Una vez liberada, la víctima ha querido mostrar su agradecimiento escribiendo un emotivo poema donde daba gracias a la Policía Nacional por su liberación.

Esta operación se enmarca dentro del Plan de la Policía Nacional contra la Trata de Seres Humanos con Fines de Explotación Sexual, puesto en marcha en 2013, y que dio lugar a la creación de la Brigada Central contra la Trata de Seres Humanos, adscrita a la Comisaría General de Extranjería y Fronteras de la Policía Nacional.

Con la puesta en marcha de este plan, la Policía Nacional activó la línea telefónica 900 105 090 y el correo trata@policia.es para facilitar la colaboración ciudadana y la denuncia, anónima y confidencial, de este tipo de delitos, habiéndose recibido en el año 2016 un total de 1.172 llamadas y 1.022 correos electrónicos, de los que han derivado numerosas investigaciones gracias a la colaboración ciudadana.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.