El Mallorca perdona y cae 1-0 en Girona

girona-mallorca

El Real Mallorca visitaba al Girona con el objetivo de sumar su segundo triunfo consecutivo y ganar en un campo en el que nadie ha ganado esta temporada. Pero no. Tras una buena primera parte, la expulsión de Culio en el tramo final y el gol sufrido en el 88 lo hicieron imposible.

El partido comenzó intenso por parte del equipo local, aunque el Mallorca salió concentrado, pero desaprovechó las dos primeras opciones del partido en dos disparos de Juan Domínguez y de Sasa, ambos desviados por René y rechazados a córner. El juego se concentraba en el centro del campo, donde la opción más clara de los primeros 25 minutos fue para el Mallorca. Lago Junior aprovechó un desajuste defensivo de la defensa local para plantarse ante René, pero su intento de vaselina salió por encima del travesaño.

Para el conjunto catalán, Coris lo intentó con dos eslalon consecutivos pero su centro desde la línea de fondo no encontró quien los rematara y el peligro fue alejado por la defensa visitante.

A falta de cinco minutos para el descanso, el Mallorca volvió a tener una gran oportunidad, Juan Domínguez recogió un mal despeje de la defensa del Girona para disparar desde el borde del área, pero su balón salió rozando el larguero catalán.

El Girona comenzó el segundo tiempo igual que había terminado el primero, sin precisión a la hora de atacar y con poca fluidez en la circulación de balón, factor que utilizaba el Mallorca para venirse arriba y tratar de crear peligro. Las acciones más peligrosas seguían siendo para el conjunto visitante, que pudo adelantarse en el marcador en la salida de un córner, con un buen disparo de Pol Roigé que René atajó abajo.

A partir del minuto 60 de partido el Girona dio un paso al frente y, pese a no crear acciones claras de peligro sobre la portería de Cabrero, tenía durante la mayoría de tiempo al Mallorca encerrado en su campo.

El Mallorca parecía conformarse con el resultado y, bien situado en defensa, hacía imposible que el Girona pudiese crear acciones para intimidar a Cabrero.

La primera ocasión para el conjunto catalán no llegó hasta el minuto 84, cuando Juanpe remató de cabeza a la salida de un córner, pero el portero visitante desvió el remate y evitó el tanto.

En el 88, el Girona consiguió ponerse por delante en el marcador, después de que el colegiado hubiese expulsado a Culio por doble amarilla en la acción anterior. Juanpe, que la había tenido un par de minutos antes, esta vez si acertó con su remate y puso al conjunto catalán por delante a falta de dos minutos, para dejar los tres puntos en Montilivi.

Ocasiones claras, pero sin goles. Con Cabrero en la portería, Campabadal, Raillo, Yuste y Angeliño cubrían la línea defensiva. Juan Domínguez, Sasa y Culio se posicionaban en el centro del campo y Javier Olaizola sorprendía en con Pol Roigé en la banda derecha, quien no había disfrutado de minutos desde hacía un mes, Moutinho en la izquierda y el empuje de Lago Junior.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.