El Parlament desestima la proposición de ley del PI sobre pobreza energética

jaume font el pi

El Parlament ha rechazado este martes tomar en consideración la proposición de ley presentada por el PI sobre reducción de la pobreza energética, ya que la mayoría de grupos han argumentado que su contenido estará integrado en la Ley de Vivienda.

El pleno ha rechazado la toma en consideración de la iniciativa con siete votos a favor, 31 en contra y la abstención del PP.

El portavoz del PI, Jaume Font, ha explicado que el objetivo de la iniciativa es “dar ya una respuesta” a los problemas de pobreza energética ya que “no ha hecho sino aumentar los últimos años” y “ha reducido el poder adquisitivo”, cuestión agravada por la subida de los precios del suministro eléctrico.

Para Font, medidas como el bono social eléctrico “no han tenido el efecto esperado” por culpa “de una definición errónea de los destinatarios de las ayudas”. Según ha dicho, “se destinan recursos a las segundas residencias de viviendas no vulnerables en lugar de destinarlos a viviendas habituales de familias vulnerables”.

Además, desde el PI consideran que la Ley de Vivienda “no concreta nada en materia de pobreza energética”.

La proposición de Ley

Los objetivos del proyecto presentado por el PI son delimitar los colectivos considerados consumidores vulnerables y especialmente vulnerables y evitar los cortes de luz y gas a estas personas; además, incluye medidas de eficiencia energética para mayor ahorro.

Según el texto defendido por el PI, se considerarían personas o unidades de convivencia vulnerables aquellas que tienen ingresos superiores al Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem) pero inferiores a dos veces dicho indicador (entre 532 y 1.065 euros o hasta 1.331 según determinados factores, como mayores o personas con discapacidad a cargo, por ejemplo).

También, se consideraría en situación de especial vulnerabilidad las personas o unidades de convivencia con ingresos totales superiores una vez al IPREM e iguales o inferiores a 1,5 veces dicho indicador que además se encuentren en determinadas situaciones como casos de emergencia social que establezcan los servicios sociales.

Así, la propuesta establece ayudas de hasta el 100% del coste de la factura para los casos de especial vulnerabilidad y entre el 50 y el 75% para los de vulnerabilidad.

Para evitar la suspensión del suministro determina que si los servicios sociales detectan casos de vulnerabilidad los pongan en conocimiento del suministrador y que si la empresa quiere realizar un corte de servicio lo tenga que comunicar a los servicios sociales.

Podemos acusa al PI de plagio

El diputado de Podemos, Carlos Saura, ha recalcado el “compromiso” de Podemos en la lucha contra la pobreza energética y ha asegurado que la iniciativa del PI es “un copia y pega” de la ley presentada por Podemos en Aragón, si bien ha mantenido que “no resuelve los problemas” en Baleares.

Además, Saura ha insistido en la “necesidad” de contar con una empresa eléctrica pública para evitar el “oligopolio energético”.

Por su parte, el portavoz parlamentario de MÉS per Mallorca, David Abril, ha dicho que “la pobreza energética es real” y que “se ha visto agravada por la crisis”. En este sentido, ha llamado a “afrontar la mejora de la renta” y “generar nuevos derechos” como la renta social.

Abril también ha denunciado los precios de la electricidad, que en España son “un precio político”. Además ha denunciado el “boicot” del Gobierno a las renovables, que “abaratarían el precio de la electricidad”, para “mantener los sueldos de los directivos” de las eléctricas.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.