Multitudinaria marcha en Palma por empleos y salarios justos en el Día del Trabajador

Trabajadores y parados han salido a las calles de Palma este lunes, Día Internacional del Trabajador, para exigir empleos y salarios más justos y reivindicar que no se pongan más “excusas” y que se recuperen los derechos de la ciudadanía en el ámbito laboral.

En la plaza de España se han congregado diversas manifestaciones, convocadas por los sindicatos de las Islas, en las que cerca de 2.000 personas han reclamado que se mejoren las condiciones laborales y han pedido que se deroguen las reformas laborales.

La concentración más multitudinaria ha sido la organizada por los sindicatos UGT y CCOO, que ha finalizado en el paseo del Borne con un discurso de los secretarios generales de ambos sindicatos, José Luís García (CCOO) y Alejandro Texías (UGT).

Los manifestantes han realizado el recorrido provistos de chalecos reflectantes, silbatos, pancartas con mensajes reivindicativos y banderas, en un día en que el buen tiempo les ha acompañado.

Reivindicaciones

Una vez encima del escenario, García ha asegurado que todavía quedan “muchas cosas por cambiar” y ha remarcado que la salida de la crisis “no llegará a la clase trabajadora si no está organizada”. Además, ha insistido en que para tener una vida digna es necesario tener empleo y, en este sentido, ha recordado que actualmente en Baleares hay 34.000 hogares con todos sus miembros en el paro.

Asimismo, el secretario general de CCOO ha sido muy crítico con las reformas laborales y ha explicado que con ellas “se ha conseguido precarizar el trabajo, principalmente de mujeres, inmigrantes y jóvenes”. Sobre estos últimos, ha lamentado que se tengan que marchar del país para encontrar un futuro.

“Decimos basta. No hay excusas. Necesitamos condiciones de trabajo dignas”, ha manifestado García, quien ha asegurado que es necesario luchar por un modelo “más justo y solidario, con empleos estables, mejores salarios y más protección”.

Por su parte, Texías ha comenzado su discurso asegurando que el 1 de mayo “no es un día de fiesta, sino de reivindicación” y ha defendido que “no es verdad que la crisis haya acabado porque no ha llegado a la gente”. “Las políticas de austeridad estaban equivocadas”, ha dicho.

Igualmente, coincidiendo con García, ha pedido de forma reiterada la derogación de las dos reformas laborales , ha solicitado a las patronales que “escuchen a los trabajadores” y al Gobierno que ponga en marcha un Plan de Choque por el empleo y que se establezca un Salario Mínimo Interprofesional de 1.000 a final de la legislatura.

Ambos secretarios generales se han mostrado “satisfechos” con la participación en la manifestación, a la que también han asistido el conseller de Trabajo, Iago Negueruela; la consellera de Servicios Sociales, Fina Santiago; el líder de Podemos en Baleares, Alberto Jarabo, y la secretaria política, Laura Camargo; el alcalde de Palma, José Hila y la regidora de Sanidad, Antònia Martín, entre otros.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.