El GOB le cierra la puerta a la Federación hotelera de Mallorca

Tras recibir petición por parte de la FEHM para mantener una reunión con la entidad ecologista, el GOB ha decidido “rechazar la petición de reunión por varios motivos”, según expresan.

La entidad ecologista asegura que sus argumentos y justificaciones, así como las propuestas para afrontar la situación, “distan mucho de tener ningún punto en común con los argumentos que motivan a la Federación hotelera a posicionarse en contra”, dicen. “Hace mucho que los hoteleros promocionan el alquiler vacacional en apartamentos y casas, muchas veces para cubrir sus propios “overbooking” en los hoteles”.

Además aseguran que “el tema de la Mercantilización turística de la vivienda y cómo, la comercialización de casas y pisos, se ha desbordado convirtiéndose en una nueva burbuja especulativa (sólo hay que revisar los mapas hechos públicos por el colectivo es sólo una muestra más de que lo que nos hace falta es apostar por el decrecimiento turístico)”.

Piden ‘2×1’ en dar de baja las camas

Desde el GOB espetan que “un decrecimiento turístico debe comenzar por decrecer en capacidad de alojamiento, no sólo prohibiendo el alquiler de pisos plurifamiliares y estableciendo una moratoria de nuevas licencias turísticas en viviendas en el suelo rústico, si no también un decrecimiento de plazas hoteleras. Es lo que nosotros llamamos el 2×1, es decir, que para cada plaza turística que se quiera dar de alta, se han de dar dos de baja”.

En este sentido, exponen que, en los últimos años, “los hoteleros han podido legalizar plazas ilegales gracias a las amnistías orquestadas desde los gobiernos afines, así como también, han conseguido poder prescindir de cumplir la normativa urbanística para poder hacer las reformas en sus establecimientos hoteleros. A menudo reclaman inversiones públicas para rentabilizar sus inversiones privadas, al tiempo que se benefician de la promoción turística, que no es más que la promoción de sus negocios privados con dinero público”.

‘Desfocalizar’ y ‘desturistizar’

La entidad ecologista denuncia también que “la precarización de los puestos de trabajo en la hostelería ha ido creciendo de manera alarmante mientras los hoteles colgaban los carteles de completos, una temporada tras otra. Y hemos visto también su oposición a un impuesto con supuestas finalidades ambientales por ‘competitividad’. Hay ‘desfocalizar’ y ‘desturistizar’ la economía y esto implica que dejen de focalizarse todas las actividades económicas de nuestras islas en el turismo”.

“Nada en común”

“No vivimos del turismo, malvivimos del turismo, y la situación de saturación y masificación que padecemos y que ya obliga a restringir el acceso a muchos lugares de la isla, la situación dramática de acceso a la vivienda (por incremento de alquiler y  sueldos precarios), la degradación de nuestros espacios naturales, la conversión de la isla en un escenario para turistas, y la ausencia de cualquier posibilidad de vivir al margen del turismo, son muestras más que evidentes”, explican en su nota para justificar su negación a reunirse con el sector hotelero.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.