El Govern invertirá 1,2 millones en movilidad sostenible

El Govern ha presentado este lunes el plan de movilidad sostenible que contempla casi 90 actuaciones entre mejoras en paradas de autobús y la creación de nuevas para impulsar el transporte público en espacios naturales y playas y cuya inversión estimada es de 1.243.000 euros.

De este modo, según ha detallado la Conselleria de Territorio, Energía y Movilidad, se pretende reducir la presión de los vehículos privados en dichas zonas. Para ello, también se mejorará la señalización y se crearán aparcamientos en zonas no protegidas.

La primera actuación que se llevará a cabo será la creación de una nueva parada central de autobuses al Puerto de Pollença, que será la cabecera tanto de las actuales líneas de los buses TIB como de la futura lanzadora que conectará esta población con la península de Formentor a partir del 2018.

Por otro lado, permitirá mejorar la oferta de bus que conecte las bahías de Alcúdia y Pollença con la Sierra de Tramuntana.

El coste máximo total de las obras previstas del conjunto de paradas del Puerto de Pollença es de 419.959 euros y será financiado por el Consorcio de Transportes de Mallorca y el Ayuntamiento de Pollença, que aportará el 9,5 por ciento del importe final.

Tramuntana

En la Sierra de Tramuntana se facilitará y mejorará el acceso con transporte público tanto a las principales áreas aptas para el senderismo y otros deportes de montaña como a los núcleos de población.

Inca

De forma coordinada con el Consell de Mallorca, los ayuntamientos y el Consorcio de Transportes, han identificado puntos estratégicos a lo largo de toda la carretera Mi-10 que se corresponden con puntos de inicio o final de rutas de senderismo. Se ejecutarán estas paradas y se creará un centro de transbordo intermodal coche-autobús a la ciudad de Inca.

Estas actuaciones se llevarán a cabo durante el año 2017 y permitirán que en 2018 se puedan complementar con la mejora de las líneas de transporte regular de la zona. El coste estimado de este proyecto es de unos 800.000 euros. No incluye la segunda fase de implantación de los servicios de bus.

Son Real

En Son Real la actuación que se llevará término es la construcción de una doble parada de autobús, una frente a la otra, para atender los dos sentidos de circulación. Esta parada sería utilizada por todas las líneas TIB que circulan por la zona (un total de 5). El coste estimado sería de unos 38.000 euros.

Cala Varques

En Cala Varques se construirá una doble parada a lo largo de la carretera Mi-4011, por la cual circulan tres líneas de bus. En el caso del Parque Natural de Mondragó se prevé hacer actuaciones para evitar el aparcamiento no permitido en toda su red de acceso; reforzar la señalización viaria e incrementar la oferta de la línea TIB 507. La estimación del coste de nuevas paradas y cambios es de 61.000 euros.

Futuro

Se prevé la licitación de los proyectos entre los meses de junio y julio, y el inicio de las obras después del verano. Las estaciones y paradas estarán operativas en 2018.

El conseller de Territorio, Energía y Movilidad, Marc Pons, y el conseller de Medio ambiente, Agricultura y Pesca, Vicenç Vidal, han sido los encargados de presentar el proyecto financiado por el Plan de Impulso de Turismo Sostenible.

Vidal ha destacado que el impuesto de turismo sostenible permite compensar el impacto de la actividad turística en el territorio y que este proyecto “es un ejemplo”.

Por su parte, Pons ha enmarcado el plan de movilidad sostenible en un nuevo modelo de transportes “que se está definiendo y que quiere ofrecer un servicio que responda a las necesidades actuales y de los próximos 15 años”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.