El apellido del padre deja de tener preferencia a partir de este viernes

A partir de este viernes, España se suma a lo que el Ministerio de Justicia considera la “búsqueda de la igualdad entre progenitores”. Por ello, el apellido del padre dejará de tener preferencia, de forma definitiva, sobre el apellido de la madre a la hora de la inscripción de un recién nacido en el Registro Civil.

Como ya ocurre en otros países, en el caso de que en el momento de la inscripción no se haya establecido el orden de los apellidos o bien exista algún desacuerdo entre los progenitores, habiendo transcurrido un plazo de tres días, serán los encargados del Registro Civil quienes deberán establecer su orden.

Así, para llevar a cabo esta tarea, la Dirección General de los Registros y del Notariado deberá seguir un criterio basado en evitar cacofonías, combinaciones malsonantes o contrarias al decoro, que el primer apellido pueda inducir a confusión con un nombre propio o con la identidad de otra persona con fama de notoria relevancia negativa.

A pesar de todo ello, los expertos aconsejan a los progenitores que se llegue a un acuerdo en el plazo establecido de tres días para evitar que esta decisión sea tomada por una tercera persona.

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.