Un mecánico, indemnizado por perder la movilidad del brazo en un accidente de tráfico

La Sección quinta de la Audiencia Provincial de Baleares ha incrementado hasta los 61.680 euros la indemnización para un motorista que quedó incapacitado en un accidente de tráfico en Ibiza.

Los hechos tuvieron lugar en junio de 2011 en la rotonda entre la Avenida de La Paz y San Juan de Ibiza, al colisionar la moto que conducía el demandante con un coche.

El motorista sufrió una lesión en el brazo derecho que provocó que perdiera fuerza y capacidad de movimiento en esta extremidad, pese a los tratamientos médicos a los que se sometió. Se le reconoció la incapacidad permanente en grado total para su trabajo de mecánico.

La indemnización fijada por la sentencia de instancia era de 54.423 euros, el punto medio de la horquilla del baremo en 2011. La aseguradora recurrió la decisión porque consideraba que la incapacidad debería ser parcial y no total y el motorista también recurrió para solicitar que se incrementara la indemnización al máximo -pedía 75.000 euros-.

Los magistrados han declarado que se debe incrementar la indemnización por el daño moral al impedirle dedicarse a su actividad así como a cualquier otro trabajo en los que se exija hacer fuerza con su brazo derecho. La sala también ha tenido en cuenta la juventud del demandante, que tenía 24 años en el momento del accidente.

Por todo ello, los magistrados consideran que la indemnización debe aumentar hasta un 60% de la horquilla del baremo.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.