Josep Lliteras irá a la cárcel por captar votos para UM

Unió Mallorquina (UM)
Unió Mallorquina (UM)

Los ocho acusados por desviar casi 240.000 euros con el objetivo de captar votos para la extinta Unió Mallorquina (UM) en 2007 han llegado a un acuerdo global con el que el ex director insular de Relaciones Institucionales, Josep Lliteras, irá dos años a la cárcel y él, junto a los demás acusados, tendrán que indemnizar al Consell de Mallorca.

Así, el Ministerio Fiscal ha llegado a un acuerdo con todas las partes implicadas en esta causa, una de las últimas del ‘caso Maquillaje’, cuyo juicio se ha celebrado este martes en la Audiencia Provincial de Palma.

De esta manera, el resto de acusados, entre los que estaban la entonces jefa de Programas de la Dirección Insular, Coloma Munar, y la secretaria general técnica de Vicepresidencia del Consell, Eugenia Cañellas, evitan las penas de prisión.

En el momento de aceptar la pena, el ex director insular ha señalado que está de acuerdo “con las penas y la responsabilidad civil”. “Pido disculpas por todo aquello que haya podido hacer erróneamente”, ha añadido. Tras él, Munar ha dicho: “me arrepiento si he obrado mal”. A esto, el presidente del tribunal, el magistrado Jaime Tártalo, le ha contestado que “si no hubiera obrado mal no estarían aquí”.

Lliteras, Munar y Cañellas están obligados a realizar un pago solidario de 122.020,75 euros a la administración insular; además de las multas de más de 11.500 euros que tendrán que abonar la jefa y la secretaria para evitar la condena de cárcel de un año y cuatro meses para cada una.

Respecto a los delitos, se considera a Lliteras y Munar autores del delito continuado de malversación y al resto, cooperadores necesarios. También se considera a estos dos, junto a Cañellas, autores del delito continuado de prevaricación y a estos tres, junto a otro de los procesados, autores del delito de fraude a la administración.

Además, Lliteras y Munar han sido cooperadores necesarios del delito de falsedad en documento mercantil en el que otros de los implicados están condenados como autores.

Por todo esto, todos los acusados tendrán que efectuar indemnizaciones de distinta cantidad al Consell de Mallorca, siendo la más elevada la de más de 120.000 euros para los tres ex altos cargos.

ASOCIACIONES DE INMIGRANTES

Así, se ha concluido que los tres altos cargos se pusieron de acuerdo para malversar fondos públicos que destinaban al resto de acusados -la mayoría de ellos representantes de asociaciones de inmigrantes sudamericanas- como premio por las labores realizadas en favor del partido (proselitismo, captación de voto y difusión del programa de UM).

COMPARTIR

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.