Messi lleva a la selección Argentina al mundial de Rusia 2018

La selección de Argentina ha ganado a Ecuador en Quito (1-3) gracias a un ‘hat-trick’ de Leo Messi que dio la vuelta al tempranero gol ecuatoriano y lleva a la albiceleste al Mundial de Rusia 2018, en una clasificación agónica en la última jornada que los argentinos deben totalmente a la inspiración del ’10’, su guía y referencia y que se ganó, cuanto menos, hacer desaparecer las críticas por unos meses. No pudo empezar peor el partido para Argentina, que encajó el 1-0 a los 39 segundos de juego tras una rápida jugada finalizada con una pared área entre Roberto Ordóñez y Romário Ibarra, que con la zurda fusiló a Romero. La albiceleste debía ganar para asegurarse la repesca, por lo menos, y sin tiempo de asentarse se vio obligada a una ‘machada’.

Pero con un Leo Messi inspirado y desatado, convirtiéndose en el máximo goleador histórico en las Eliminatorias, cambiaron las tornas. El ’10’, el capitán, aquel a quien todos se aferraban logró un doblete en apenas 8 minutos con el que Argentina dio la vuelta al marcador y respiró aliviada. A partir de entonces debían tener el control y el temple, y los tuvieron, para superar a una Ecuador floja y eliminada de antemano.

Messi se asoció con Ángel Di María para, con la zurda y de primeras, combinar y marcar asi a placer. El delantero del FC Barcelona, acostumbrado a recibir varios ‘melones’ en las últimas jornadas, en las que Argentina acumulaba tres empates y una derrota, por fin tuvo una buena réplica en Di María y la metió dentro. Poco después, su lucha le llevó a robar un balón en la frontal y a fusilar al meta ecuatoriano.

La fiesta completa para los argentinos llegó en el ’62. Messi controló con el pecho en la zona de ataque, encaró hacia portería y al ver que ningún compañero le daba una línea clara de pase optó por irse con facilidad y por velocidad de Arboleda y picarla por encima de un vencido Banguera, que cayó en su engaño. Amagó con reventarla y la envió suave, a media altura, para su ‘hat-trick’ y la tranquilidad de todo un país.

No tuvo problemas Argentina para dominar el encuentro, como ya había hecho en la jornada anterior contra Perú. A diferencia del partido de La Bombonera, esta vez sí vio puerta el combinado de Jorge Sampaoli gracias a su capitán. La exhibición de Messi, efectivo como nunca al meter dentro la práctica totalidad de sus disparo, fue clave para evitar el sonrojo que hubiera sido no ver a Argentina en el Mundial.

Contra la estadística, contra la presión y contra todo, Argentina se la jugó con su última bala y le salió bien por inspiración ‘divina’. Los tres goles de Messi, el único que realmente inquietó e hizo sufrir a Ecuador, valieron al final para ser terceros en la tabla e ir con billete directo justo por detrás de Uruguay y, eso sí, lejos del líder Brasil.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.