El Consell presenta el presupuesto más alto de su historia

El conseller de Economía y Hacienda, Cosme Bonet, y la directora insular de Hacienda, Presupuestos y Proyectos, Cristina Ballester, han presentado el presupuesto del Consell de Mallorca para el año 2018, aprobado este miércoles en Consell Executiu.

El presupuesto consolidado de la institución insular asciende a 453,1 millones, 50,6 millones más que el año pasado (un 12,6% de incremento).

El montante consolidado es el resultado de la suma de las cuentas del Consell y de los entes dependientes de la institución. Para Bonet, estas cuentas se pueden definir en cuatro objetivos: “saneadas, municipalistas, prudentes y sociales”.

El conseller ha afirmado que “son unos presupuestos sociales, pensados para las personas. Gastamos más dinero que nunca en los servicios sociales“. Además, Bonet ha añadido que “la vocación municipalista aumenta con un 33% de transferencias a otras administraciones, básicamente ayuntamientos que son los aliados preferentes del Consell”.

En cuanto al presupuesto propio, en 2018 será de 441.229.464,89 euros. De los nuevos ingresos, cabe destacar la aportación que hace el Govern, que lo aumenta en 78,9 millones de euros, un 38,5% más desde el 2015.

Un esfuerzo social

El Departamento de Bienestar y Derechos Sociales es el que tendrá un mayor incremento. La aportación del Consell al IMAS será de 189,1 millones de euros, un 21% más que este año (32,9 millones).

De los nuevos recursos que incorpora la institución, un 54% va a servicios sociales: el incremento que ha tenido el IMAS desde el año 2012 ha sido del 73,5% de su presupuesto, lo que suponen más de 80 millones de euros.

Además, el Consell aportará 1,2 millones de euros al Fons Mallorquí de Solidaridat i Cooperació, una subida del 60%.

Cuentas municipalistas

Los presupuestos del Consell muestran un esfuerzo claramente municipalista ya que se aumentan las aportaciones a los ayuntamientos a 33,5 millones de euros, un 82,2% más de lo previsto inicialmente en el presupuesto de 2017.

También hay que destacar que la aportación al Consorcio TIC Mallorca aumenta un 255%, pasando de los 567.881,07 euros actuales a 2 millones de euros.

Una institución saneada

Bonet ha afirmado que “el Consell es una institución saneada y poco endeudada. La estructura presupuestaria nos permite aplicar las políticas nos planteamos”.

La reducción de la deuda pública ha sido drástica: un 65,6% que, en términos absolutos, son 12 millones de euros menos que el ejercicio anterior. De esta manera, el pago de las sentencias previstas no supondrán un descenso en la inversión pública por un crédito de prudencia.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.