Servicios Sociales destinará el 58% de su presupuesto de 2018 a dependencia

Así lo ha explicado este miércoles la consellera de Servicios Sociales y Cooperación, Fina Santiago, quien ha remarcado que para el próximo ejercicio el presupuesto de la Conselleria aumentará un 6,2 por ciento, en comparación con 2017, con 11 millones de euros más.

Concretamente, la partida destinada a servicios y equipamientos para personas en situación de dependencia crece en 7,7 millones con respecto al año pasado y asciende a 111,3 millones de euros.

El objetivo es consolidar servicios y equipamientos que se han puesto en marcha o reforzado desde el año 2015, como la teleasistencia para personas con dependencia o el servicio de atención domiciliaria ligado a dependencia, y en mantener el aumento de plazas en la Red Pública de Atención a la Dependencia.

Nuevos equipamientos

Por otra parte, Santiago ha explicado que también se financiará el inicio y proyecto de nuevos equipamientos públicos, como son cinco nuevas residencias para personas con dependencia y centros de día.

Asimismo, se destinarán ocho millones de euros a concertar servicios con entidades del Tercer Sector de Baleares con el fin de pasar del modelo de la subvención al de la concertación.

En cuanto a la Renta Social, el presupuesto para el año que viene, que es de 16,5 millones de euros, permite la incorporación, a partir de enero, de un nuevo perfil de beneficiarios, el de las personas solas mayores de 45 años sin recursos o con pocos ingresos.

Igualmente, se seguirá dando cobertura a los perfiles actuales de beneficiarios (cualquier tipo de núcleo familiar y personas solas perceptores de una pensión no contributiva con pocos ingresos).

Cooperación

Por áreas de actuación, además de la atención a la dependencia (111,6 millones de euros), también crece el presupuesto destinado a la cooperación para el desarrollo, con un aumento de 623.000 euros respecto al año 2017.

De este modo, en el próximo ejercicio la Dirección General de Cooperación gestionará un total de 5,2 millones de euros, mientras que la Dirección General de Menores y Familias gestionará 16,5 millones de euros; y la de Planificación y Servicios Sociales, 13,8 millones de euros.

Por su parte, según ha detallado la consellera, la Oficina de Defensa de los Derechos del Menor tiene un presupuesto de 337.624 euros, con un incremento de 32.000 euros.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.