“Luchamos para acabar con la impunidad que siempre ha reinado en el sector de las galeras”

Nadie dijo que fuera a ser fácil. Tras alcanzar el acuerdo de gobernabilidad entre MÉS per Palma, PSIB y Podem Palma de velar por el bienestar animal de los caballos que tiran a diario de las famosas galeras por las calles de Palma, de revisar la Ordenanza que regula su actividad y de comprometerse a substituir los vehículos de tracción animal por vehículos eléctricos, la regidora de Benestar Animal, Neus Truyol, ha topado con la cruda realidad.

El sector de los galeristas, impune hasta el momento, hace y deshace a su antojo. Por ello, Truyol dispone que se está trabajando en la nueva Ordenanza para “acabar con la impunidad que siempre ha reinado en el sector de las galeras”.

“En estos momentos, hay 28 licencias municipales activas y no vamos a conceder más”, ha explicado Truyol. El objetivo del equipo de gobierno es seguir el ejemplo de Barcelona y hacer desaparecer las galeras de las calles de la capital balear. Pero, para ello, tiene que haber consenso con los galeristas ya que “las licencias son vitalicias y, por tanto, hereditarias”.

Ante este dato, tal y como denunció la entidad AnimaNaturalis hace unos días en este digital, la puesta en funcionamiento de los vehículos eléctricos a modo de galeras se convierte en un objetivo difícil de cumplir.

Aunque, podría haber un atisbo de esperanza ya que “algunos de los galeristas ven como una posibilidad la puesta en marcha de los vehículos a largo plazo”. Pero, por desgracia “aún son más los que se muestran en desacuerdo de esta iniciativa”.

Por ello, desde Cort se han intensificado las reuniones con el sector, bajo la atenta mirada de las entidades animalistas que no aprueban la gestión de Benestar Social, para conseguir el deseado ‘sí’ de todos los galeristas y “acabar con las condiciones a las que son sometidos los animales”.

“Entiendo y me consta que las entidades animalistas no están contentas con nuestra gestión pero no es justo que se diga que no hemos hecho nada”, lamenta Truyol. “Yo soy la primera a la que le hubiera gustado tener este tema solucionado a favor de los caballos pero aún tenemos dos años para cumplir con nuestros programas”.

 

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.