Matas insiste en ser absuelto aún admitiendo que hubo prevaricación

La defensa del expresidente balear y exministro Jaume Matas ha vuelto a pedir a la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo que anule la sentencia dictada por la Audiencia Provincial de Palma de Mallorca en el ‘caso Nóos’, que le condenó a 3 años y 8 meses de prisión.

Y lo hace reconociendo que la organización de los Fórum Islas Baleares en 2005 y 2006 –que costaron unos dos millones de euros- “fue profundamente incorrecta hasta constituir un delito de prevaricación”, que esta parte no discute.

El documento, al que ha tenido acceso Europa Press, tiene fecha del pasado lunes y en él se impugna el informe por el que la Fiscalía insta a un incremento de la condena impuesta.

“No hubo delito”

Pese a admitir dicha prevaricación, la defensa rechaza que deba aplicarse al caso de Matas un tipo agravado de malversación de caudales públicos al entender que “no existió perjuicio alguno para las arcas públicas”, por las cantidades que obtuvo la entidad sin ánimo de lucro del exduque de Palma Iñaki Urdangarin y su exsocio Diego Torres, por lo no existió dicho delito.

Además, rechaza que exista en el ordenamiento jurídico la “automaticidad” que pretende el Ministerio Público en este caso concreto, y que además no se da el requisito de perjuicio a un servicio público concreto que exige la jurisprudencia para lograr este endurecimiento de la pena.

Critica Matas en concreto que la Fiscalía se refiera en su escrito que, los fondos sustraídos, “tal vez hubieran podido” tener mejor destino, lo que delata la falta de convicción de un argumento que “no puede en modo alguno ser considerado relevante en un juicio penal”.

Igualmente la defensa recuerda que el tribunal balear a considerado acreditados los gastos a pesar de que algunos de ellos no se justificaran documentalmente mediante facturas según la Fiscalía, que afirma la existencia de un perjuicio.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.