Declaran la protección de cetáceos en el Mediterráneo

La Conselleria de Medio Ambiente, Agricultura y Pesca ha mostrado su satisfacción por la declaración provisional del corredor de cetáceos que transcurre entre las costas de Balears, Catalunya y Comunidad Valenciana como zona especialmente protegida por el Mediterráneo (Zepim).

Según ha explicado en un comunicado, las presiones de los movimientos sociales y el apoyo de las diferentes instituciones ha favorecido al adelantado de dos años el calendario previsto, por lo que no será necesario esperar a la celebración de la próxima Conferencia de las Partes (COP) del Convenio de Barcelona para que se proteja el corredor.

La COP ha aprobado esta declaración condicionada al hecho de que, en el plazo de seis meses, se publique en el Boletín Oficial del Estado (BOE) un real decreto por el que se declare la zona como área marina protegida, se apruebe un régimen de protección preventiva y se proponga su inclusión en la lista de ZEPIM.

Por eso, las instituciones baleares y la alianza Mar Blava han pedido al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente que no desperdicie esta oportunidad y cumpla el plazo de seis meses que le ha dado la COP para aprobar el real decreto.

Este decreto está en fase de borrador actualmente y desde el Govern ya se han presentado una serie de alegaciones, como que se recuperen las dimensiones iniciales del proyecto Mediterráneo y no se recorte la propuesta de ZEPIM en el extremo nordeste.

Asimismo, se ha pedido la inclusión de medidas preventivas para limitar el ruido, que incluyan otras fuentes antropomórficas diferentes de las que ya prevé el texto.

Desde el Consell de Mallorca, la consellera insular de Medio Ambiente, Sandra Espeja, ha destacado que esto es fruto de un trabajo conjunto y coordinado que se ha llevado a cabo desde las instituciones y la sociedad civil a través de la alianza Mar Blava.

Por otro lado, la institución insular ha recordado que se unió a la alianza Mar Blava a principios de legislatura para colaborar y apoyar la lucha contra las prospecciones petrolíferas en el Mediterráneo.

La Alianza Mar Blava también ha celebrado esta decisión, que era “ampliamente” esperada en España y a nivel internacional debido al “altísimo valor ecológico” de este espacio, no sólo por ser zona de paso migratorio para el rorcual común hacia sus áreas de cría y alimentación en el norte del Mediterráneo, sino también por ser hábitat y zona de alimentación para una gran diversidad de especies de cetáceos.

“Esta decisión del Convenio de Barcelona es una excelente noticia para la vida marina en esta parte del mar Mediterráneo, una especie de regalo de Navidad. A su vez, es un reconocimiento a la importancia de la investigación científica y a sus resultados, a la aplicación sensata de las herramientas de conservación de la naturaleza así como al trabajo de la sociedad civil”, han afirmado.

El portavoz, Carlos Bravo, ha declarado que quieren agradecer “el importante respaldo recibido en los últimos años a la protección del Corredor de Migración de Cetáceos por una gran cantidad de instituciones del Estado español, científicos, entidades de estudio y conservación de los cetáceos y ONGs de todo el mundo”.

Asimismo, han explicado que una consecuencia directa de esta protección es que el Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital deberá archivar todos los proyectos de prospecciones y las solicitudes de permisos de investigación de hidrocarburos que afecten a este espacio protegido.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.