María Rodríguez ficha por la Superliga

La colocadora María Rodríguez Vázquez (2001) es la nueva promesa del voleyball nacional. Así, lo certifica su fichaje por el Cajasol Juvasa de Sevilla, uno de los equipo de la Superliga femenina.

La oportunidad, según cuenta ella misma a mallorcaconfidencial.com, surgió de un mensaje. “El seleccionador balear del año pasado me mandó un mensaje ofreciéndome esta oportunidad. Aunque él no lleva el equipo, sabía de esta oportunidad en la que habían pensado en mí”.

Hasta hace unos días María entrenaba en el Centro de Tecnificación Deportiva de Balears (CTEIB) y jugaba con La Salle de Es Pont d’ Inca, ahora su vida a cambiar por completo. No solo porque entrenará y competirá con jugadoras profesionales, sino porque vivirá lejos de los suyos.

Lo que no cambia en la vida de la deportista son las ganas por seguir formándose también académicamente. Por eso, el CTEIB ya, incluso estando en Mallorca, le adaptó un programa a distancia. Así podrá combinar sus dobles sesiones de entrenamiento diario con el estudio.

En este sentido, ha contado, “creo que voy a poder llevarlo bien ya que me han puesto facilidades en el centro donde estudio”.

Unos retos a los que la deportista se enfrenta “con muchísimas ganas, ganas de aprender y vivir experiencias”. Además de con madurez, pese a tener a penas tiene 16 años. Y es que, la necesidad de madurez a edades tempranas es algo que la jugadora conoce bien. La joven es campeona de España infantil y cadete con la selección balear.

El mejor ejemplo, además, lo tiene en casa. Su hermana Alicia Rodríguez debutó con 17 años en la Superliga con el EMEVE de Lugo y formó parte durante dos años del Centro de Tecnificación Permanente que la Real Federación Española de Voleibol en Soria, donde disputó dos preeuropeos, un mundial escolar y un torneo internacional juvenil.

Con esta experiencia es normal que Alicia le haya dado algún consejo a su hermana. Ella misma confiesa algunos a este digital: “que sea yo mismo y lo haga lo mejor que pueda; que entrene a tope y preste atención a todo lo que me pueda ayudar a crecer como jugadora y persona”.

Visto lo visto, la joven tiene un futuro prometedor por delante. Así, de hecho, lo auguran también los que la conocen y la han entrenado.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.