Cort da el Sí a la demanda histórica de Camp Redó e invertirá casi 1 millón€

Camp Redo

El regidor de Infraestructures y Accesibilitat, Rodrigo A. Romero, la coordinadora general del Área, Virginia Abraham y el arquitecto municipal Toni Sbert han presentado este miércoles el proyecto de mejora del espacio urbano en diferentes calles y espacios libres públicos de la barriada del Camp Redó, que contará con una inversión de más de 800 mil euros.

El objetivo de esta actuación es mejorar la calidad de diferentes espacios de la barriada, mejorando la accesibilidad y la regeneración, cohesión e interconexión de la red urbana de itinerarios peatonales.

El proyecto pondrá especial atención en la reurbanización de los espacios urbanos públicos más degradados, es decir, en la zona de las viviendas sociales. “Esta es una prioridad del equipo de gobierno”, ha afirmado Romero.

El ámbito de actuación se iniciará en la calle de Joan Capó, donde está previsto un ensanchamiento de la acera de la fachada del IES Josep Maria Llompart. También se actuará en el espacio libre público anexo a s’Escorxador, donde hay previstas intervenciones superficiales gráficas.

En este sentido, Sbert ha explicado que una de las novedades ha sido la inclusión de un diseñador gráfico dentro del equipo encargado de definir el proyecto. “Su actuación se centrará en el espacio público de s’Escorxador, con actuaciones superficiales para incorporar elementos artísticos, pero también puede tener presencia en la calle de Cotlliure y en la zona de las viviendas sociales“, ha explicado el arquitecto municipal.

Otro punto de intervención importante será en la calle de los Hermanos García Peñaranda, con el ensanchamiento de aceras así como la incorporación, en su caso, de una hilera de arbolado. También se hará un rediseño del cruce con la calle Lluís Alemany y Pujol con la idea de transformarla en una plaza urbana.

En la zona de las viviendas sociales está prevista la reurbanización integral de los viales y espacios libres que sean de dominio público. Se actuará en aceras, en el alumbrado y, si fuera necesario, en el alcantarillado, entre otras intervenciones.

El proyecto global, que cuenta con un presupuesto entre 800 y 900 mil euros, se realizará en diferentes fases. La primera será la actuación en la zona de las viviendas sociales que contará con un presupuesto de 300 mil euros provenientes de los fondos de la Ley de Capitalidad.

Por último, la elaboración del proyecto está prevista en un periodo de cinco meses, lo que significa que las obras podrían comenzar después del verano.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.