El Pi defiende el comercio de proximidad frente a los centros comerciales

La formación política Proposta per les Illes (Pi) ha denunciado que el nuevo Plan de Equipamientos Comerciales de Mallorca (PECMA) perjudica gravemente el comercio de proximidad y que presentará alegaciones para evitar que favorezca la instalación de grandes superficies. El objetivo de la formación es preservar el sector porque continúe siendo lo verdadero dinamizador y vertebrador económico y social de la vida de los pueblos y ciudades.

El conseller del Pi al Consell de Mallorca, Antoni Amengual, ha comentado que “la próxima semana presentaremos alegaciones al PECMA porque queremos cambiar las zonas establecidas y rebajar considerablemente las cabidas máximas de los establecimientos comerciales; así como otras cuestiones más técnicas” En este sentido, ha defendido la importancia de la conciencia del hecho insular y del consumo de territorio enfrente a las medidas liberalizadoras europeas que apuestan por la globalización y los grandes centros comerciales.

En una mesa redonda organizada este sabado por el Pi, y que ha contado con la participación del presidente de AFEDECO, Rafael Ballester y el vicepresidente de PIMECO, Jaume Rivera, también ha afirmado que “el PECMA es un instrumento necesario que tiene que ordenar una actividad capital por Mallorca pero no a cualquier precio”. Según Amengual, “Mallorca no necesita ni un metro cuadrado más de grandes superficies, sino revitalizar los centros urbanos, potenciar los mercados municipales y reordenar los establecimientos en zonas turísticas.”

El Pi ha reunido también hoy el Consell General de la formación para repasar los temas de actualidad política.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.