El ‘dream team’ que desenmarañó el Palma-Arena en Hornabeque

Como si de una novela se tratara, así por lo menos lo ha sabido Más Que Confidencial de boca de uno de sus protagonistas, empezó el caso Palma-Arena, del que luego se derivó el caso Nóos y otros muchos que tienen al exministro y expresident del Govern del PP, Jaume Matas, inmerso en sus idas y venidas de los juzgados y de los tribunales.

A escondidas porque eran personas conocidas, en aquel tiempo unas más que otras por salir casi diariamente en los medios de comunicación, se veían en un despacho para cotejar datos y documentos que pudieran poner encima de la mesa indicios suficientes para abrir una causa que ha movido todos los cimientos políticos y judiciales de España.

Horas y horas con coñac y puros para hacer más llevadera las largas tardes o noches que trabajaban sin cesar con el objetivo de intentar desenmarañar lo que Matas había hecho y deshecho en su legislatura de 2003 a 2007.

A la pareja después se uniría otra pareja, cada cual experto en lo suyo. Una especie de ‘dream team‘ con muchas ganas de trabajar y sobre todo de sacar a la luz una gran bolsa de corrupción que hoy, 10 años después, colea entre jueces, fiscales y abogados.

El nombre del despacho dónde tuvieron lugar aquellas reuniones que supusieron un auténtico terremoto político y judicial, al igual que los nombres de los 4 del ‘dream team’, MQC lo sabe, pero por razones obvias no desvela.

Pero la antigua plaza Hornabeque fue testigo de todo, de los coches tintados y de las miradas furtivas a diestro y siniestro para evitar que alguien reconociera sus caras.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.