Turquía revoca condenas a 2 periodistas y ordena que sean juzgados por “espionaje

El Tribunal de Casación de Turquía ha revocado este viernes las penas de cárcel contra los periodistas Can Dundar y Erdem Gul y ha ordenado que sean juzgados por cargos de “espionaje”, con lo que se exponen a condenas aún más duras.

El tribunal, a instancia judicial más alta del país, ha indicado que “la sentencia debe estar fundamentada en las acusaciones sobre recopilación de información clasificada con el objetivo de espiar”, según ha informado el diario local ‘Hurriyet’.

Dundar, quien fuera redactor jefe de ‘Cumhuriyet’, fue condenado a cinco años y diez meses de cárcel mientras que Gul, jefe de la oficina del diario en Ankara, fue sentenciado a cinco años de prisión.

Ambos periodistas fueron liberados mientras seguía adelante su proceso de apelación. Dundar abandonó Turquía y está siendo juzgado en rebeldía, mientras que Gul permanece en el país euroasiático.

Los periodistas han sido condenados en el marco del caso sobre el convoy de camiones de los servicios de Inteligencia con destino a Siria interceptado a principios de 2014. ‘Cumhuriyet’ publicó fotografías y detalles del incidente.

En febrero, el parlamentario opositor Enir Berberoglu fue condenado a cinco años y diez meses de cárcel en la repetición del juicio en su contra por “filtrar secretos de Estado” en el caso.

Berberoglu es un antiguo periodista que ha trabajado para ‘Dunya’, ‘Cumhuriyet’, CNN Turk y ‘Radikal’. Asimismo, fue redactor jefe de ‘Hurriyet’ entre 2009 y 2014, año en el que fue elegido como parlamentario.

El convoy fue detenido en enero de 2014 en una provincia meridional de Turquía y fuerzas locales descubrieron un cargamento de armas y municiones, a pesar de que la ley de Seguridad Nacional turca prohíbe dicha inspección.

El Gobierno turco acusó a seguidores del clérigo islamista Fetulá Gulen en las instituciones judiciales y de seguridad de ordenar el registro de los camiones de forma ilegal, recalcando que transportaban “ayuda humanitaria a los turcomanos” en Siria.

El Gobierno turco acusó a seguidores del clérigo islamista Fetulá Gulen en las instituciones judiciales y de seguridad de ordenar el registro de los camiones de forma ilegal, recalcando que transportaban “ayuda humanitaria a los turcomanos” en Siria.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.