El vertedero de plástico en el Pacífico equivale ya a Francia, España y Alemania

El vasto vertedero de desechos plásticos que se arremolina en el Océano Pacífico crece deprisa y abarca más que Francia, Alemania y España combinados, mucho más grande de lo que se temía anteriormente.
Un total de 1.8 billones de piezas de plástico que pesan 80.000 toneladas métricas se encuentran actualmente a flote en un área conocida como el Gran Parche de Basura del Pacífico, y está empeorando rápidamente.

Estas son las principales conclusiones de un esfuerzo de mapeo de tres años realizado por un equipo internacional de científicos afiliados a The Ocean Cleanup Foundation, seis universidades y una compañía de sensores aéreos. Sus hallazgos fueron publicados este jueves en la revista Scientific Reports.

El Great Pacific Garbage Patch (GPGP), ubicado a medio camino entre Hawai y California, es la mayor zona de acumulación de plásticos oceánicos en la Tierra. Convencionalmente, los investigadores han usado redes simples, de malla fina, típicamente de menos de un metro de tamaño, en un intento de cuantificar el problema.

Sin embargo, este método produce una gran incertidumbre debido a la pequeña superficie que se cubre. Además, estos métodos no podían medir la magnitud del problema en toda su extensión, ya que todas las redes de muestreo, pequeñas y grandes, no podían capturar objetos mayores que el tamaño de la red.

Con el fin de analizar el alcance total del GPGP, el equipo realizó el esfuerzo de muestreo más completo del GPGP hasta la fecha al cruzar el campo de residuos con 30 buques simultáneamente, complementado con dos estudios de aeronaves.

Para aumentar el área de superficie estudiada y cuantificar las piezas de plástico más grandes -objetos que incluyen redes de pesca desechadas de varios metros de tamaño-, un avión Hércules C-130 estaba equipado con sensores avanzados para recoger imágenes multiespectrales y escaneos 3D de la basura oceánica. La flota recolectó un total de 1,2 millones de muestras plásticas, mientras que los sensores aéreos escanearon más de 300 kilómetros de superficie oceánica.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.