Centenares de miles de personas piden liberar a los presos soberanistas

Centenares de miles de personas (315.000 según la Guardia Urbana, 750.000 según los organizadores) se han manifestado este domingo en la avenida Paralel de Barcelona para pedir la liberación de los presos soberanistas y que los dirigentes en el extranjero puedan volver sin represalias.

El lema ha sido ‘Por los derechos y las libertades, por la democracia y la cohesión, ¡os queremos en casa!’ y ha organizado la marcha el Espai Democràcia i Convivència, plataforma que aglutina a decenas de entidades sociales, de las que destacan la ANC, Òmnium Cultural, UGT de Cataluña y CC.OO. de Cataluña.

No todas las entidades impulsoras son independentistas, por lo que los mensajes lanzados desde el escenario donde ha acabado la marcha no han incluido consignas a favor de la independencia o la república, sino por la liberación de los presos y contra “la represión” del Estado.

El grueso de la multitud se ha repartido entre las plazas de España y de las Tres Ximeneies, y la cabecera apenas se ha desplazado unos cien metros hasta el escenario, donde se ha leído un manifiesto y también han tomado la palabra familiares de presos.

MENSAJES EN DOS DIRECCIONES

El manifiesto, suscrito por todas las entidades de Espai Democràcia i Convivència, ha pedido al Estado abordar el conflicto catalán con política en vez de “judicialización”, y ha advertido de que los delitos que se atribuyen a los soberanistas solo agravan la situación y no favorecen solucionarla.

Sin embargo, el manifiesto también ha incluido un mensaje para los partidos independentistas, a los que urge a formar Govern para poner fin a “la intervención de las instituciones catalanas” que existe a través del artículo 155 de la Constitución.

Familiares de los presos han leído sendas cartas desde la cárcel del presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, y del candidato de JxCat a presidir el Govern, Jordi Sànchez, que el lunes cumplirán seis meses encarcelados.

Sànchez, cuyo mensaje ha leído su hijo Oriol, ha criticado la situación de los presos y ha advertido de que “un estado autoritario nunca merecerá gobernar un pueblo libre” como la población catalana.

Cuixart, cuyas palabras ha leído su pareja, Txell Bonet, ha celebrado que la marcha sea multitudinaria, y “una vez más la capacidad del pueblo catalán en su diversidad de unirse en los momentos de injusticia”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.