Nadal ya está en la tercera ronda donde les espera Gasquet

El mallorquín Rafael Nadal ya está en la tercera ronda de Roland Garros después de imponerse este jueves al argentino Guido Pella (78 en el ranking de la ATP) por 6-2, 6-1 y 6-1 en dos horas y tres minutos.

Desde la pista Suzanne Lenglen, la segunda mayor del recinto y en la misma que su compatriota Garbiñe Muguruza también consiguió hoy su pase, Nadal volvió a vencer sin ceder un set en la arcilla francesa. De hecho, no lo hace desde que perdió ante Novak Djokovic en 2015 y suma ya 32 ganados seguidos. 

Con este triunfo, el de Manacor sigue agradando su leyenda en París -81 encuentros ganados y solo dos perdidos– y continúa en ruta para igualar el récord de la australiana Margaret Court, quien también se alzó con once “Grand Slam”, si bien en su caso fue Wimbledon.

Escarmentado por el susto que el italiano Simone Bolelli (130 del mundo) le dio en primera ronda, el campeón de Roland Garros estuvo más ofensivo, atacando la red, ante un Pella que le opuso resistencia solo en el primer set.

En la tercera ronda, Nadal, de 32 años, se encontrará a un viejo conocido de su misma generación, Gasquet, al que le ganó en las quince veces en las que se midieron. “Será bonito jugar contra él. Hemos crecido juntos”, constató el jugador, quien reconoció que hoy estuvo “más agresivo que en la primera ronda ante Bolelli.

Nadal y Pella, dos zurdos que se había enfrentado antes una vez (favorable para el español), firmaron una primera manga de nivel, que se extendió en torno a una hora y cuyo último juego se alargó en torno a los 12 minutos.

El chico de Bahía blanca se esforzó en presionar a su rival con un juego agresivo. Nadal, empapado de sudor desde el primer momento, no quiso ser menos y también enseñó el colmillo desde el comienzo.

Aunque estuvo cerca de perder su primer servicio del partido y estuvo desacertado en algunas cruzadas, enderezó el encuentro en el ecuador de la primera manga, que se desequilibró con un quiebre favorable para el manacorí en el sexto juego. A partir de ese momento, Pella se desconcentró y Nadal empezó a oler la sangre.

Los otros dos sets fueron prácticamente coser y cantar para el vigente campeón al que ahora le aguarda un doble rival: Gasquet y el público local.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.