Quitan la medalla de oro de Baleares a Urdangarin

Por María Jesús Almendáriz

El Consell de Govern de este viernes ha decidido retirar la medalla de oro de la comunidad autónoma a Iñaki Urdangarin, por considerar que ha cometido un hecho delictivo y que hay condena firme. Circunstancia que no afecta a su mujer, la Infanta Cristina, como así ha sido interpretado por los servicios jurídicos, según ha informado la portavoz del Ejecutivo autonómico Pilar Costa.

La medida se ha hecho efectiva una vez que el Tribunal Supremo desestimó los recursos presentados por la Defensa del exduque de Palma, confirmando su entrada en prisión el próximo lunes, hecho que conoció Urdangarin tras presentarse en la Audiencia Provincial de Palma para que el Tribunal le informara de su ingreso en prisión en un plazo de 5 días y que se cumplen el 16 de junio.

Urdangarin viajó de Ginebra a Palma para recoger la notificación y volvió de nuevo a Suiza para despedirse de su mujer y de sus hijos, a la espera de conocer la cárcel que ha elegido para cumplir la condena de 5 años y 10 meses por el caso Nóos, por los delitos de prevaricación, malversación de caudales públicos, fraude a la Administración, tráfico de influencias y delito contra la hacienda pública, una sentencia contra la cual no se puede interponer ningún recurso.

Urdangarin recibió esta medalla de oro en 1998, cuando gobernaba Jaume Matas.

En la misma fecha el Govern de Baleares otorgó también la Medalla de Oro a la infanta Cristina, que la mantendrá al no haber cometido un delito penal, según la interpretación de los servicios jurídicos del Ejecutivo autonómico.

La Medalla de Oro de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares es la más alta distinción que concede el Govern y tiene por objeto honrar los méritos alcanzados, de forma individual o colectiva, por las personas físicas y jurídicas que se hayan distinguido por su trayectoria personal o profesional en defensa, promoción o fomento de las instituciones y de los intereses generales de las islas, y cuya labor haya tenido una proyección especial fuera del ámbito del archipiélago.

En febrero de 2013, la Rambla de Palma recuperó su nombre original, “La Rambla”, y dejó de llamarse “Rambla de los Duques de Palma de Mallorca”, después de que el Ajuntament de Palma decidiera cambiar el nombre a raíz del caso Nóos.

En junio de 2015 el Rey Felipe VI revocó el título de duquesa de Palma de Mallorca que disfrutaba la infanta Cristina junto a su marido como consorte, medio año después de que el juez instructor del caso Nóos decidiera llevarla a juicio como presunta cooperadora en dos delitos fiscales.

El Tribunal Supremo ha rebajado esta semana la cuantía que la Audiencia de Palma impuso pagar a la infanta Cristina como responsable civil a título lucrativo de 265.088 euros a 136.950 euros al entender que no puede responder de esa manera de los delitos fiscales de su marido.

 

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.