Empate que sabe a derrota

De manera incomprensible al Mallorca se le escaparon los tres puntos ante el Espanyol. No puede ser que un equipo, que va ganando uno a tres y que el rival juega con un jugador menos, acabe empatando. Pues eso es lo que le ha pasado al conjunto de Manzano en Motju