El IMAS está preparado para atender a los mayores de las residencias ante el calor

El Instituto Mallorquín de Asuntos Sociales (IMAS) ha confirmado que ya tiene listo el protocolo de actuación que se pone en marcha en las residencias de personas mayores cuando se activa una alerta por calor decretada desde la Conselleria de Salud del Govern balear.

De este modo, las personas mayores que residen en residencias gestionadas por el Consell de Mallorca podrán contar con una atención que reducirá al máximo los riesgos para la salud de los ancianos que puedan derivarse de las altas temperaturas propias de la época estival, según informaron desde este organismo.

Así, a comienzos de la campaña de verano la Conselleria de Salud hace llegar a los diferentes geriátricos el material informativo y, en caso de que sea necesario, se avisa a los centros cuando de debe activar alguna alerta por calor. A partir de este momento, en las residencias se pone en marcha un plan especial de prevención para hacer frente a estas circunstancias.

MEDIDAS y CONSEJOS

Tras recibir el aviso, las residencias para mayores intensifican la vigilancia de la salud de los residentes, que pueden presentar una sintomatología concreta relacionada con un golpe de calor (agotamiento, debilidad, dolor de cabeza, enrojecimiento de la piel).

Asimismo, entre el conjunto de medidas que recoge este plan se incluyen consejos a los residentes sobre la importancia de aumentar la ingesta de líquidos, sobre todo agua y zumos de frutas y se controla por parte del personal de la residencia que esto se produzca.

Además, otra de las medidas consiste en dar a los usuarios de los centros algunas pautas para combatir el exceso de calor, como por ejemplo emplear ropa ancha y de colores claros, protegerse del sol con gorros, gafas y cremas de protección solar, así como estar en lugares frescos o con aire acondicionado. También, se les aconseja no realizar actividades físicas, sobre todo las que supongan un esfuerzo excesivo.

En los menús habituales de los residentes se aumenta la presencia de ensaladas y frutas, adaptándolos a sus necesidades y eliminando o limitando aquellos alimentos que puedan resultar demasiados pesados o que tengan que consumir calientes.

Por último, desde el IMAS señalan que de momento no hay ningún protocolo activado en materia de salud, ya que deben pasar cuatro días de calor intenso para que se activen. En este sentido, precisaron que es el Ministerio de Salud el que avisa a los gobiernos autonómicos.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.