Nadal no considera “una tragedia” su derrota en Montecarlo

Rafa Nadal sufrió su primera derrota el domingo en el Country Club de Monte-Carlo desde 2003. Tras caer por 6-2, 7-6 ante Novak Djokovic, Nadal no sólo perdió una final, sino también dejó atrás las 46 victorias en el Monte-Carlo Rolex Masters, sus ocho títulos consecutivos y la opción de ser el primer jugador en obtener nueve veces el mismo torneo.

Sin embargo Nadal, está tranquilo. “No es una tragedia, he perdido después de ocho años ganando aquí”. “Hoy en día, Djokovic está mejor que yo … Es un jugador fantástico. Si uno no está al 100 por cien es muy difícil ganarle a este tipo de jugadores. Su juego es muy completo. Para ganar, tengo que jugar lo mejor posible y tengo que llevarlo al límite”.

El español está de regreso y sigue siendo el rey de esta superficie. Su récord en finales sobre arcilla quedó en 38-6 y las seis derrotas sólo fueron ante tres jugadores: Djokovic, Roger Federer y Horacio Zeballos.

“Creo que fue una semana positiva”, dijo Nadal. “Yo no practiqué en Mallorca, sólo aquí antes del torneo. Sin mucha preparación, tuve la oportunidad de jugar en la final. Esta semana va a ayudarme a estar en forma para las que vienen”.

“Sentí por momentos en el segundo set, que había jugado mi mejor tenis de la semana. Así que eso es importante. Cuando estaba haciéndolo, no estaba muy lejos de mi mejor nivel. Necesito más partidos para jugar con esta intensidad todo el tiempo. Tengo que estar completamente concentrado en cada momento.

“Espero poder jugar otra gran semana en Barcelona y disputar algunos partidos que me ayuden en mi acondicionamiento físico para estar al 100 por cien”.

Así, Nadal dejó en el pasado un récord, una historia, una leyenda y la rebelde lesión. El español está de regreso en su superficie favorita. Es presente y su próximo desafío será en el Barcelona Open Banc Sabadell. Ahí no defiende ocho coronas pero sí una racha de 34 victorias consecutivas.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.