Molango, cara a cara con los peñistas

El Consejero Delegado del Real Mallorca SAD, Maheta Molango, se ha reunido esta tarde-noche con los integrantes de la Junta Directiva de la Federación de Peñas rojilla y la agrupación que preside Rosa Planas le ha planteado diversos aspectos de la actualidad.

La situación del primer equipo balear es crítica (está en zona de descenso a Segunda División B), y este sábado el equipo de Javier Olaizola recibirá en Son Moix la visita del líder de Segunda, el Levante U.D. Ante la trascendencia del encuentro, las Peñas han anunciado que, aunque se muestran disconformes con las últimas actuaciones del propio Molango, del director deportivo Javier Recio y del embajador Iván Campo, van a dar su apoyo al equipo, organizando una concentración en Son Moix a la llegada del autocar del equipo.

220317 rcd mallorca-penyes-reunión 2

La reunión de esta noche ya había generado polémica antes de realizarse. Y es que el Real Mallorca SAD sólo ha aceptado sentarse con los presidentes de Peñas y los dirigentes de la mencionada agrupación, pero ha rehusado hacerlo a puerta abierta y en presencia de abonados y/o simpatizantes del club.

Muchos de estos se quejan, aseguran sentirse discriminados y anuncian que «hablaremos este sábado en Son Moix», dando a entender que pitarán a Molango y a sus colaboradores antes de que comience el partido ante el Levante. O no, porque otras voces aseguran que ni pitos ni pañolada a la directiva, ni darle la espalda al palco, sólo piden un pase para acompañante a los socios para crear un fondo de animación en la grada de soportes.

220317 rcd mallorca-penyes-reunión

Hace dos días, los peñistas se reunieron y la mayoría mostró su desazón ante la manera de proceder de Molango, Recio y Campo, llegando a solicitar su dimisión.

Desencuentro

Un grupo de aficionados del Real Mallorca increpó esta noche al entrenador Javier Olaizola y a algunos de los jugadores del equipo -Cabrero, Yuste, Company-, cuando salían de la reunión que habían mantenido en el estadio de Son Moix con los representantes de las Penyas y el consejero delegado, Maheta Molango.

Los aficionados recriminaron a los profesionales los malos resultados que sufre el equipo y que provocan que el Mallorca esté en zona de descenso.

Los más radicales mostraron su descontento con inusitada virulencia y Olaizola se encaró con ellos para proteger a sus jugadores.

Aunque este par de elementos discordantes han intentado entrar en polémica antes de la reunión, los modos tranquilos de la directiva y los asistentes no han permitido que se produjera la situación desagradable que pretendían.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.