Un ladrón que siente debilidad por atracar ciudadanos extranjeros

Puede ser casualidad pero el gaditano Manuel P.N. parecía estar especializado en robar a ciudadanos de origen extranjero. Al menos esto es lo que puede dar a entender la actitud de un individuo que el pasado día 8 intentó robar a un ciudadano de origen hindú y a otro de ascendencia china, aunque no lo logró en ninguno de los dos casos.

Pimer acto: El ciudadano hindú pasea tranquilamente por la calle Sindicat cuando Manuel se le acerca y, amenazándole con un palo, le exige 20 euros. El hindú se niega y el de Cádiz le arrea con el palo en el costado. Tras forcejear, el atracador se da a la fuga sin el palo.

Segundo acto: Como no tenía suficiente, un poco más adelante, en la avenida Alexandre Roselló esquina con la calle Nuredunna, Miguel se encara con un ciudadano de origen chino al que le exige un móvil. Éste le dice que “naranjas de la china”, lo que provoca que el atracador le propine un puñetazo en la cara aunque  no logra llevarse el móvil.

Alertada la Policía Local por estos dos ciudadanos atracados, encuentra a Manuel en la Porta de Sant Antoni. Aquí empieza el tercer acto del espectáculo de Manuel.  Pide ser trasladado al hospital de Son Espases aunque no presentaba heridas de ningún tipo y al llegar allí intenta escapar, cosa que no consigue. No contento con ello, solicita el “Habeas Corpus”, pero se niega a firmarlo. Al final reconoce que ha estado en la cárcel y que “prefiero estar en la cárcel que en la calle”, no sin antes despedirse amenazando a los agentes.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.