El IME no puede actuar ante los problemas laborales en las subcontratas

Las condiciones laborales que llevan padeciendo los trabajadores de Sports 85, empresa subcontratada por el IME han acabado con la paciencia de los empleados que exigen que se les adecue sus sueldos con los de los propios trabajadores del Institut Municipal d’Esports (IME).

El IME se ha desvinculado totalmente de las exigencias laborales de estos empleados aduciendo que no existe ningún tipo de relación entre los trabajadores de las subcontratas y el IME, sino excluivamente con la subcontrata.  En los próximos días se reunirán con el alcalde de Palma, Antoni Noguera, para informarle de las condiciones laborales que tiene que soportar y que consideran “tercermundistas”.

El gerente del IME, José María González, ha salido al paso de las críticas del sindicato Som Sindicalistes recalcando que “en este supuesto, hay que dejar claro que no existe ningún tipo de relación laboral entre los trabajadores de las subcontratas y el IME”.

González añade que “cuando nos ha llegado algún trabajador con alguna queja sobre las condiciones técnicas o de mantenimiento de uno de los centros, si era competencia nuestra hemos actuado inmediatamente, pero no podemos entrar en  las condiciones laborales en las que se encuentran los trabajadores de las empresas subcontratadas”.

El gerente del IME lamenta que el sindicato esté dando a entender que toda la culpa de lo que sucedees del IME “cuando no es así ya que nuestra relación laboral no es con los trabajadores de las empresas subcontratadas, sino con las propias empresas”.

Por su parte, un portavoz de  Som Sindicalistes en la empresa Sports 85 ha adelantado que pedirán al alcalde que se implique en la búsqueda de soluciones a los problemas de ámbito laboral que padecen los trabajadores  de Sports 85. “Aquí de lo que se trata es que la privatización de los servicios municipales  ha traído como consecuencia, al menos en este caso, el enriquecimiento de la empresa y la precariedad laboral del trabajador”, señala

 

Según este sindicato, la negociaciones que se han iniciado con la subcontrata se orienta “a que se les aplique  las condiciones laborales que  ya están reguladas en el convenio colectivo de instalaciones deportivas y que  se adecúen de una vez por todas las horas extras, los periodos retributivos  y otras ventajas laborales”.

 

2 Comentarios

  1. El ime tiene un jefe de área de gestión deportiva e instalaciones y uno de mantenimiento y obras, sus respectivos directores, encargados y capataces que se supone se dedican al control de todas las instalacciones. El gerente no puede tapar su mala gestión con el argumento de que el personal subcontratado no ha informado, porque además de no ser cierto, es mezquino pretender que los más desprotegidos asuman su nefasta gestión y la desorganización y dejadez que impera en la empresa municipal. ¿O quiere decir el gerente que el personsal del propio instituto desconocía también lo que aparece en la fotografía?

  2. Empresa principal y subcontratadas.
    Todas las empresas, dos o más, que desarrollen actividades mediante sus
    trabajadores en un mismo centro de trabajo tienen la obligación de cooperar y coordinar
    su acción preventiva frente a los riesgos laborales.
    A tal fin, se establecerán los recursos o medios de coordinación que sean necesarios,
    así como la información que sobre los mismos ha de facilitarse a sus respectivos
    trabajadores. Esta obligación de información es extensiva a las operaciones contratadas
    en los supuestos en que los trabajadores de la empresa contratista o subcontratista,
    aunque no preste servicios en el centro de la empresa principal, utilice la maquinaria,
    equipos, productos, materias primas o útiles proporcionados por esta última.
    1. Corresponde al empresario titular del centro de trabajo la obligación de informar y
    de instruir a los empresarios, que desarrollen sus actividades en su centro, sobre los
    riesgos detectados en el mismo y sobre las medidas de protección y prevención
    correspondientes, así como sobre las medidas de emergencia a aplicar, para su traslado
    a los trabajadores afectados.
    2. La empresa principal tiene la obligación de vigilar que los contratistas o
    subcontratistas cumplan la normativa sobre prevención de riesgos laborales siempre que
    la contrata o subcontrata se refiera a la realización de obras o servicios que correspondan
    a la propia actividad de la principal y que se desarrollen en sus propios centros de trabajo.
    3. Los deberes de cooperación, de información e instrucción señalados se aplican a
    los trabajadores autónomos que desarrollen actividades en dichos centros de trabajo.
    Se realizará una planificación preventiva con las empresas contratistas, así como la
    elaboración de un manual de prevención de empresas contratistas, donde figuren:
    Las exigencias y responsabilidades del contratante y contratista en materia preventiva.
    Información, consulta y participación de los delegados de prevención de la empresas
    principal o titular o del CES sobre contratación de obras y servicios, la cooperación de los
    delegados de prevención en la aplicación y fomento de las medidas de prevención y
    protección adoptadas.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.