La agresión a un hombre en un local de ocio le puede costar 7 años de cárcel

La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Baleares juzgará este martes y miércoles a un trabajador de seguridad de un local de ocio de Sant Josep de la Talaia (Ibiza), para el que el fiscal pide ocho años de cárcel por una agresión a un hombre que intentaba entrar en el establecimiento.

El hombre está acusado por un delito de lesiones graves y la Fiscalía solicita una indemnización de casi 400.000 euros por los daños causados a la víctima y las secuelas.

Los hechos tuvieron lugar en septiembre de 2013 en el exterior del local. El acusado dio un puñetazo a un hombre de 46 años para impedirle entrar en el local. La víctima cayó al suelo y se golpeó la cabeza.

El hombre sufrió diferentes lesiones por las que fue ingresado en una UCI hospitalaria. Estuvo hospitalizado 100 días y tardó en curar 520 días.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.