Ninguna langosta podrá ser hervida viva en Suiza porque pueden sentir dolor

Las langostas dejarán de ser hervidas vivas en Suiza y los cocineros tendrán que aturdirlas antes de cocerlas a partir de este viernes, cuando entra en vigor una nueva ley promovida por los animalistas.

La legislación protege a las langostas y otros decápodos vivos, que tampoco podrán ser transportados en hielo ni en agua helada, sino únicamente en su entorno natural, lo que implicará el uso de especies de peceras.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.