Raúl Castro deja el poder y abre un nuevo capítulo en la historia de Cuba

Raúl Castro se despide este jueves de la Presidencia. Cuba pasa página a 60 años de Revolución y se adentra en un nuevo capítulo de su historia que, previsiblemente, corresponderá escribir a la segunda generación del Partido Comunista Cubano (PCC) sin que nadie sepa qué le depara el futuro a la isla caribeña.

La transición política empezó en realidad el pasado 26 de noviembre y se ha desarrollado estos meses a través de un largo y complejo proceso electoral en el que organizaciones oficialistas han ido filtrando a los candidatos y finalmente diputados de las asambleas a nivel municipal, provincial y nacional construyendo un castillo de naipes.

Los 605 diputados decantados en este proceso tomaron posesión de sus escaños en una sesión iniciada el miércoles que concluirá este jueves con la renovación del Consejo de Estado, el órgano que ostenta el Poder Ejecutivo en Cuba, formado por un presidente, que ejerce de jefe de Estado y de Gobierno, un primer vicepresidente, cinco vicepresidentes, un secretario y otros 23 miembros.

Una vez constituida la nueva Asamblea Nacional, la Comisión de Candidaturas nominó a 31 personas para integrar el Consejo de Estado, si bien la decisión corresponde a los diputados, que votaron el mismo miércoles en secreto para ratificar estos nombres o elegir otros. El resultado se conocerá este 19 de abril. Está previsto que los elegidos juren hoy sus cargos.

Este ritual, que otras veces ha pasado inadvertido, reviste en esta ocasión una importancia histórica porque Raúl Castro, actual presidente del Consejo de Estado, cederá el testigo tras agotar dos mandatos consecutivos de cinco años cada uno, tal y como prometió en 2013, ante la sorpresa de los propios cubanos y la comunidad internacional.

Castro, de 86 años, argumentó entonces que “es aconsejable establecer edades máximas para ocupar esas responsabilidades” porque cuando se alargan las estancias en el poder “los resultados nunca son positivos”. “No voy a llegar a tatarabuelo (…) Se van a aburrir los cubanos de mí”, dijo.

Miguel Díaz-Canel, actual primer vicepresidente, ha sido nominado para presidir el Consejo de Estado, es decir, para suceder a Raúl. Solo se sabe que es un ingeniero de 57 años muy vinculado al PCC pero no a los todopoderosos militares. Públicamente ha apostado por la “continuidad”. “Yo no concibo las rupturas en nuestro país”, declaró tras votar el 26 de noviembre.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.