De un día para otro pasas de ir en taxi o en clase turista a ir en el Falcon

Y esto es lo que les ha ocurrido a la mayoría de cargos que han sido nombrados tras la moción de censura de Sánchez a Rajoy y que cogió desprevenidos a extraños, pero sobre todo a propios (a los socialistas, de allí y de aquí).

¡Qué fuerte!, ¿verdad?, está siendo todo, decían a Más Que Confidencial quienes iban asumiendo cargos de relevancia en el ámbito estatal y recordaban que de un día para otro “Pedro ha ido de su casa en taxi a la Moncloa”.

Una manera de hablar, una manera de transmitir a MQC cómo se habían precipitado los acontecimientos y que costaba asumir la situación si uno se paraba unos minutos a pensarlo.

Pero los días han pasado y con sobresaltos incluidos, como la dimisión del mediático exministro de Cultura Máxim Huerta. Una de sus primeras fotos fue precisamente en París con la presidenta del Govern, Francina Armengol, cuando se desplazaron para presenciar la 11 Copa de los Mosqueteros conseguida por el incombustible Rafa Nadal tras triunfar de nuevo en el Roland Garros. Un viaje, que ambos aprovecharon para realizar un encuentro oficial.

Armengol con Màxim Huerta

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.