Los serios problemas de Ensenyat para cerrar la caja de los truenos con el GOB

Un ecologista interpela a Miquel Ensenyat a las puertas del Consell de Mallorca por la autopista Llucmajor-Campos (Foto: Vídeo IB3)
Un ecologista interpela a Miquel Ensenyat a las puertas del Consell de Mallorca por la autopista Llucmajor-Campos (Foto: Vídeo IB3)

Al presidente del Consell de Mallorca Miquel Ensenyat y, no olvidemos, candidato oficial al Govern por MÉS, tiene un brote de crisis entre sus propias filas y potenciales votantes de los soberanistas por la guerra abierta con los ecologistas del Gob y con los conservacionistas de Terraferida. Y todo a cuenta de la construcción de la autopista Llucmajor a Campos. A Ensenyat no le gustó nada que se le presentaran en su propia casa con pancarta en mano y los puso en su sitio, lo que ha provocado el efecto contrario.

Militantes soberanistas hablan de no volver a votar a MÉS y echan la culpa a unos Acords pel Canvi que no deberían haber firmado.

"Cuando dices que eres de izquierdas y haces políticas de derechas te pasa esto", montaje de los ecologistas en redes
“Cuando dices que eres de izquierdas y haces políticas de derechas te pasa esto”, montaje de los ecologistas en redes

Ensenyat se ha visto obligado a decirles que tienen la puertas abierta en una carta publicada en redes

Y empieza con una enigmática introducción : “Lo que pienso sobre el ecologismo social no cabe en un titular. Tengo clarísimo que la Mallorca que conocemos es infinitamente mejor gracias a su difícil tarea. Por tanto, vaya por delante mi reconocimiento a los centenares de hombres y mujeres que durante décadas han dedicado y dedican tiempo, esfuerzos y recursos a menudo del propio bolsillo”.

Y tras añadir que valora mucho al GOB, recuerda el premio Alzina que recibió cuando era alcalde de Esporles y también el actual, el de ciment, pero reprocha que “me gustaría una mayor empatía o que valorasen el trabajo del gobierno que presido en todo su conjunto. La crítica es siempre lícita y constructiva, pero tengo que recordar que este Consell ha aumentado las sanciones y demoliciones de obras ilegales en rústivo un 800%”.

El presidente del Gob, Amadeu Corbera, en segundo plano, con gorra marrón sujetando la pancarta
El presidente del Gob, Amadeu Corbera, en segundo plano, con gorra marrón sujetando la pancarta

Hacer cumplir las leyes es más duro que aprobarlas

En este sentido concluye el argumento con “que te vengan a ver a los que se ha demolido la casa no es nada agradable, como os podéis imaginar. Hacer cumplir una ley es mucho más difícil que aprobarla”.

Pero no se olvida de dejar claro que tanto MÉS per Mallorca como el GOB comparten objetivos, por lo que “pido una reflexión colectiva y diálogo. Mi puerta siempre está abierta”, sentencia.

Leer más: Autopista Llucmajor-Campos: Terraferida apunta sus cañones contra MÉS

“El ecologismo se demuestra con hechos, no atacando a organizaciones hermanas”

Es uno de las principales críticas que le han hecho a Ensenyat por la factura política que estos desencuentros públicos pueden pasar al Govern de la Gent de las fuerzas progresistas y soberanistas.

Y el que lo dice es el exdiputado de Podemos David Abril, que en este caso saca la cara por las organizaciones ecologistas. “El ecologismo se demuestra con hechos, no atacando a organizaciones hermanas. Un ataque que cuestiona el buen trabajo de muchos otros compañeros en políticas ambientales y el bagaje histórico”, le dice al presidente del Consell de Mallorca, a quien recomienda un poco de humildad:  “Valdría la pena una disculpa, no una justificación. Un poco de humildad”.

Otros ve que la cosa va in crescendo y prefieren hablar de puentes

“Soy socio del Gob y también militante de MÉs. Hay cosas del primero con las que estoy de acuerdo y con otras no. Igual con el segundo. Pero lo que tengo claro es que ambos son necesarios y los puentes son imprescindibles”.

El autor del mensaje cierra el tuit con el hastag #Responsabilidad

Y a río revuelto ganancia de pescadores 

Éste es el principal temor que tienen los soberanistas que una vez que esta disputa se ha colocado en el debate político les ponen a ambos, a soberanistas y ecologistas, un espejo para que se miren lo que han hecho y lo que decían cuando gobernaba el PP.

guerra ensenyat gob y terraferida

Otros dicen que le ha copiado el discurso a Company

Un histórico ecologista, Xavier Pastor, también le ha recriminado a Ensenyat.
“Hace mil años que no tengo ningún cargo en el GOB. Y no soy de Terraferida. Pero me siento insultado por las palabras del president del Consell. Eso no, Ensenyat. Te has puesto al nivel de Biel Company y le has copiado el discurso”, ha escrito en las redes Pastor.

Y otros militantes o simpatizantes de su partido, le recuerdan a Ensenyat que no tenían que haber aceptado las autopistas

“También valdría la pena repensar la autopista (Llucmajor-Campos) y no hacerla. Esto demostraría un poco más el ecologismo de MÉS per Mallorca”, le critican a Ensenyat.

Y otro va más allá y afirma que “Hay un problema de fondo: haber aceptado la autopista en los Acords pel Canvi. Hay ciertas disculpas que tiene que hacer el partido entero”.

Ésta fue al gota que colmó el vaso de agua, en la imagen los ecologistas ante el Consell de Mallorca
Ésta fue al gota que colmó el vaso de agua, en la imagen los ecologistas ante el Consell de Mallorca con las pancartas

Tras las pancartas en el Consell había un mar de fondo muy ruidoso en el mundo soberanista 

Cuando se presentaron miembros, contados con los dedos de la mano, del Gob y Terraferida a las puertas del Consell de Mallorca ya había habido un mar de fondo que se iba calentando por momentos y que en el mundo del soberanismo estaba poniendo muy nerviosos a los líderes.

El departamento del Territorio está en manos de la socialista Mercedes Garrido que, cabe pensar, que harta de todos los ataques que estaba recibiendo debió de dar un toque al presidente del Consell de Mallorca porque las elecciones están a la vuelta de la esquina y no está por la labor de que los ataques “amigos” echen por tierra toda una legislatura.

Pero ahí estaban las pancartas ecologistas taponando la puerta del gobierno insular en protesta “contra el modelo de autopistas que arrasa territorio, promesas y esperanzas de una Mallorca mejor” Era el mensaje que lanzaban en sus redes Gob y sus primos hermanos los de Terraferida.

 

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.