Cort paraliza el derribo de Son Banya tras las agresiones de unos vecinos

El poblado de la droga de Son Banya en vías de desaparición si las demoliciones siguen su ritmo
El poblado de la droga de Son Banya en vías de desaparición si las demoliciones siguen su ritmo

El Ajuntament de Palma ha paralizado de forma “momentánea” las tareas de desalojo y derribo de viviendas ubicadas en Son Banya después de que unos vecinos hayan “atacado” a los operarios que se encontraban en el poblado realizando las obras.

El derribo de otras tres viviendas de Son Banya, a fin de continuar con el proceso de desmantelamiento del poblado, ha sido suspendido por Cort debido a unos graves disturbios provocados tras descubrir que algunos vecinos volvían a edificar en el solar de una de las primeras casas que se derribó en julio. Han lanzado piedras a Joan Antoni Salas, director general de Benestar y a los operarios, quienes también han sido amenazados.

“Esperar a otro momento para reemprender la demolición”

La consellera de Benestar i Drets Socials, Mercè Borràs, ha decidido retirar a los operarios para garantizar su seguridad personal.

“Esta vez ha habido reacción por parte de la gente que vive en Son Banya”, ha manifestado la regidora. Por ello, el Ajuntament ha decretado la retirada de los trabajadores y “esperar a otro momento para reemprender la demolición”.

Leer Más: Sin resistencia en Son Banya: Cort derribará cada semana entre 3 y 5 casas

Evacuación “momentánea”

En este sentido, ha añadido que esta evacuación ha sido “momentánea” y que “en ningún momento se para la demolición”. “Hasta ahora ha ido estupendamente bien. No tiene marcha atrás”, ha sentenciado la regidora.

La Policía controla y vigila que no haya ningún altercado en el derribo de Son Banya (Foto: Lluis FGM)
La Policía controla y vigila que no haya ningún altercado en el derribo de Son Banya (Foto: Lluis FGM)

Igualmente, Borràs ha asegurado que el dispositivo de desalojo y derribo había comenzado “con absoluta tranquilidad” y que al llegar a las casas que iban a tirarse ya estaban vacías, por lo que se ha procedido a su demolición.

Respecto al desmantelamiento del poblado, la regidora ha comentado que, por el momento, han salido de Son Banya una veintena de niños y ha calificado de “éxito” la operación. “Son Banya no tiene que existir a finales de 2020”, ha afirmado.

1 Comentario

  1. Todo mal
    Ordenar el derribo; Repartir por la ciudad el “negocio” de la droga
    Crear racismo; Por parte de los receptores de habitantes de la zona y de los expulsados (Sabido es el suyo)
    Admitir la violencia por parte de los pobladores, con el peligro a las partes trabajadoras del derribo.
    No saber crear un “Poblado” libre de lacras por parte de las gentes decentes del mismo. Lo cual demuestra la catadura moral de la mayoría implicada. En todo grupo humano existe la parte sufriente y la abusadora. No podemos creer qué todo es mala hierba…
    El error de derribar “Son Banya”, lo pagaremos todos.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.