Trabajadores de Cemex se concentran ante la Embajada de México por el cierre de dos plantas

El objetivo de la huelga es protestar por la decisión de la empresa de proceder al despido de 188 personas (Foto: UGT)
El objetivo de la huelga es protestar por la decisión de la empresa de proceder al despido de 188 personas (Foto: UGT)

Los trabajadores del grupo cementero Cemex en las plantas de Gádor (Almería) y Lloseta (Mallorca) se concentraron este lunes frente a la Embajada de México en Madrid, como parte de la huelga general de 24 horas convocada por la marcha de las negociaciones del Expediente de Despido Colectivo iniciado por la empresa el pasado 14 de enero. La concentración fue convocada por la comisión representativa y las federaciones de CCOO de Construcción y Servicios y UGT-Fica y el objetivo de la huelga es protestar por la decisión de la empresa de proceder al despido de 188 personas, que implica el cierre de las fábricas de Gádor y Lloseta.

CCOO y UGT señalaron que la intención de esta concentración frente a la Embajada de México es denunciar ante las autoridades mexicanas la política de destrucción de empleo y del tejido industrial que el grupo pretende implementar en España.

“¡Cemex no se cierra!”

Las organizaciones sindicales han justificado la protesta, que ha reunido a medio centenar de trabajadores ante la Embajada de México en Madrid, como “un toque de atención” para que el nuevo Gobierno de Andrés Manuel López Obrador “interceda” y evite el cierre de sus plantas en Gádor y Lloseta.

Los gritos de “¡Cemex no se cierra!” se han intercalado entre una fuerte pitada y los pasos de una ranchera mexicana, convocada expresamente para la concentración.

Falta de interlocución 

Tras la concentración, representantes de los dos sindicatos se reunieron con el canciller de la Embajada mexicana, al que entregaron una carta y le transmitieron la situación y la falta de interlocución con la dirección de la compañía, que ha delegado la negociación al área de Recursos Humanos “sin que esta tenga las competencias suficientes”.

Según los sindicatos, el canciller se ha comprometido a remitir a la Secretaría de Estado de México las inquietudes de los trabajadores de Cemex y a ponerse en contacto con la dirección de Cemex en México, “pidiendo explicación por la destrucción de empleo en España y el cierre de dos fábricas”.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.