Registra tu marca con estos sencillos pasos

Poner un negocio en funcionamiento conlleva una serie de trámites que en principio, un emprendedor no tendría por qué conocer. Es por ello que a continuación vamos a centrarnos en uno de los que suele traer más quebraderos de cabeza, que son los pasos para registrar una marca.

Estudia la marca que deseas solicitar

A la hora de crear una empresa, hay que vincular esta a una marca. Y para ello, lo primero que se debe hacer es una investigación para asegurarse de que no se ha registrado una mara idéntica o parecida, determinando así la posibilidad de registrar la marca en la que se había pensado.

Para realizar esta tarea, se pueden utilizar las tres bases de datos de marcas registradas, que son la de la OEPM (Oficina Española de Patentes y Marcas), para las marcas registradas en España; EUIPO, para las marcas procedentes de la Unión Europea o comunitarias; y Marcas Internacionales, con designación de España. Las tres tienen efectos en nuestro país, pudiendo llegar a anular la solicitud.

Realiza tu solicitud de marca en la OEPM

Una vez que ya hemos investigado y parece que no hay problemas con otras marcas parecidas, hay que pensar en qué clase o epígrafe vamos a solicitar la marca. Existen 45 clases de marcas en la clasificación internacional Niza de productos y servicios, de modo que, según cuáles sean los productos o servicios que vayamos a ofrecer, tendremos que solicitar un número de clases.

Dicha solicitud se realiza de manera telemática en la OEPM, para lo que hay que cumplimentar un formulario oficial. Con este documento se puede presentar también el logotipo de la marca, reivindicando que los colores que la identifican queden protegidos.

Después habrá que pagar las tasas oficiales vigentes, según el número de clases escogidas. Tras esto se obtendrá un resguardo de presentación de la marca, con el número de expediente asignado, y la fecha, hora y minuto del registro. Con este número de expediente podremos realizar los distintos trámites que podamos necesitar hacer con la OEPM.

Resulta fundamental elegir bien las clases, para así conseguir una protección óptima de la marca y evitar oposiciones. Y es igualmente importante que la denominación especificada coincida de manera exacta con aquella que se refleja en el logotipo.

Espera a que se tramita y conceda la marca

Cuando pase aproximadamente un mes de la presentación de la marca, esta será publicada en el BOPI (Boletín Oficial de la Propiedad Industrial), donde permanecerá durante dos meses por si se diera el caso de que una tercera marca quisiera ejercitar oposición.

Esto es algo que ocurre cuando la marca solicitada se parece mucho a una que ya está vigente. En caso de producirse oposición habrá que presentar las alegaciones correspondientes para defender la solicitud de marca.

Si no se produce oposición ninguna, la marca se procede aproximadamente al quinto mes de la solicitud, con un título de propiedad vigente por diez años y renovable por períodos de tiempo de la misma duración.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.