«La mort anunciada de la Badia de Sóller»

En plena era digital, muchas son las instituciones y organizaciones que utilizan el soporte de las imágenes para advertir o denunciar situaciones. Desde la plataforma Salvem Portocolom y su lucha por conservar la posidonia hasta el Govern Balear con sus campañas para coincienciar sobre el riesgo de los incendios forestales y sobre la escasez de agua, los vídeos remueven conciencias en busca de soluciones. Una fórmula que también ha utilizado la cerveza Estrella Damm, con uno de los anuncios con mejores críticas del estío. 

El colectivo Mallorca Blue también se ha sumado a la denuncia a través de unas impactantes imágenes que invitan a la reflexión y que ya se han convertido en virales en las redes sociales. Bautizada en su versión original como «La mort anunciada de la Badia de Sóller», la grabación muestra el impacto del ser humano sobre el ecosistema submarino del Port del municipio.

Más de un centenar de embarcaciones fondean a diario sin ningún tipo de control en la bahía del Port
Más de un centenar de embarcaciones fondean a diario sin ningún tipo de control en la bahía del Port

Terribles consecuencias

El vídeo denuncia que durante el verano más de un centenar de embarcaciones fondean a diario sin ningún tipo de control en la bahía del Port. Las secuencias exhiben los daños que sufre la pradera de posidonia, debido al uso de anclas para fondear las embarcaciones que masifican la zona durante esta temporada.

Los submarinistas de la productora muestran un mar lleno de cadenas, anclas e incluso elementos de hormigón, evidenciando cómo arrancan matas enteras de esta planta subacuática y protegida.

Subraya los efectos de las aguas que emergen por el colector de la depuradora y la contaminación

Mallorca Blue también alerta que la depuradora vierte «aguas insuficientemente depuradas» en el mar y señala otro grave problema: «Los tanques de aguas residuales del puerto no están operativos la mayor parte del tiempo«, apuntan antes de explicar que los vertidos de fecales y los fondeos provocan que las aguas marinas adopten un color verdosodurante el verano debido a la presencia de microalgas.

La progresiva desaparición de especies animales

Según los productores, la costa norte de la Isla se ha transformado «en un desierto azul sin peces«. Además, advierten que su vigilancia es prácticamente imposible porque «en 150 kilómetros de costa solo hay dos vigilantes que, además, no disponen de barca».

1 Comentario

  1. Lo anunciado sobre la Badia de. Soller es falso.hay barcos, peces variados, mucha posidonia, pposiblemente vertidos, mala prensa y mucho turismo náutico. También intereses para futuros negocios de campos de boyas por supuesto de pago.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.