Inician una campaña para eliminar las pintadas vandálicas en 24 horas

El personaje Madò Pereta, interpretado por Joan Carles Bestard, posa con un cartel en contra de las pintadas vandálicas
El personaje Madò Pereta, interpretado por Joan Carles Bestard, posa con un cartel en contra de las pintadas vandálicas

La Associació per a la Revitalització de Centres Antics (ARCA) ha iniciado este lunes una campaña para que Cort elimine las pintadas vandálicas de Palma en 24 horas, en una actuación que ha contado con la colaboración del personaje Madò Pereta, interpretado por Joan Carles Bestard. El actor y profesor ha transmitido su «rabia, impotencia e indignación ante la no actuación de las instituciones».

Joan Carles Bestard opina que es «necesario y urgente acabar con las pintadas vandálicas». Además, a través de su personaje, ha explicado que medidas efectivas para esta problemática podrían ser eliminar la pintada en 24 horas o denunciar a los agresores.

Una acción coordinada

ARCA planteará en el Ajuntament de Palma la necesidad de coordinar eficazmente todas las áreas municipales implicadas y considera un punto de partida «importante» la primera reunión a mantener con la alcaldía de Palma a mediados de este mes.

Hila y ARCA se citan en julio para armar un plan 

El alcalde de Palma, Jose Hila, se reunirá este mes de julio con la Asociación para la Revitalización de los Centros Antiguos (ARCA) para poner fin al problema de las pintadas vandálicas en Palma. El objetivo de esta reunión es «coordinar trabajos y estrategias» para dar continuidad a la campaña impulsada por la asociación ‘No Pintades Vandàliques’.

La campaña busca, en primer lugar, concienciar a Cort sobre «la gravedad de este problema», algo que desde ARCA aseguran «estar consiguiendo». En concreto, desde la entidad han entrevistado a la Defensora de la Ciutadania, Anna Moilanen, y el Cronista de la Ciutat, Tomeu Bestard, quienes han aceptado colaborar en el proyecto.

Importantes alianzas

«Ante las pintadas vandálicas siento impotencia y coraje lo vivo como una agresión y una falta de respeto hacia el patrimonio compartido que es el paisaje urbano y me duele especialmente las que afectan al valioso patrimonio histórico«, lamentó la Defensora de la Ciutadania.

Por su parte, Bestard apuntó que «hay que convencer de la necesidad de tener una ciudad limpia» y aseguró que «las pintadas vandálicas producen rechazo y asco y parece que lo único que satisfacen es el ego de sus autores«.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.