Un menor, quinto detenido por la paliza a otro joven en Platja de Palma

Inicio de la persecución que acabó con la brutal paliza al joven que defendió a su hermana
Inicio de la persecución que acabó con la brutal paliza al joven que defendió a su hermana

Un menor, de nacionalidad española, ha sido detenido por agentes de la Policía Nacional por participar en la brutal paliza a un joven de 16 años tras el concierto Los40 Summer Live, que tuvo lugar el pasado viernes 26 de julio en ses Fontanelles, en la Platja de Palma. Con esta detención, ya son cinco los arrestados. Uno de ellos, el presunto cabezilla, se encuentra en prisión desde hace una semana. Se trata de un chico de 20 años de edad y nacionalidad marroquí, autor de un puñetazo a la víctima, que salió en defensa de su hermana, de 14 años, después de un presunto 

Los otros tres detenidos son dos españoles y un marroquí. A todos ellos se le imputa un delito de robo con violencia y de lesiones. Cabe recordar que la agresión se produjo cuando dos chicas menores de edad salían de un concierto y se encontraron con un grupo de unos seis jóvenes que las empezaron a seguir.

Una brutal paliza

Ambas chicas intentaron huir del lugar y consiguieron llamar al hermano de una de ellas para pedirle auxilio. A su llegada, el hermano recibió un primer puñetazo en la mandíbula por parte de uno de los integrantes del grupo. Luego continuó el resto propinándole otros golpes.

El grupo de jóvenes siguió intimidando al hermano de 16 años, lo rodearon y terminaron sustrayéndole unos 10 euros en metálico y un reloj.

Con todo, la investigación continúa abierta a la espera de posibles nuevas detenciones implicadas en el incidente.

La madre del agredido, en Telecinco 

La madre del joven brutalmente agredido tras defender a su hermana concedió este pasado martes por la mañana una entrevista a «El Programa del Verano» («El programa de Ana Rosa») que emite Telecinco. La mujer optó por mantener el anonimato para preservar la identidad de sus hijos, menores de edad.

Tiene tres placas en la boca con 24 tornillos y se van a quedar ahí a no ser que su cuerpo lo rechace», explicó. Además, aseguró que su hijo tenía miedo de denunciar para evitar represalias.

«Está mal, tiene toda la cara inflamada. Está tomando antibióticos, tiene tres placas, en la mandíbula 24 tornillos y las placas se van a quedar ahí si no las rechaza«, apuntó.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.