Un español comparte escenario con Jon Bon Jovi en su crucero por el Mediterráneo

El crucero de Jon Bon Jovi por el Mediterráneo ha dejado muchas anécdotas. El cantante y la embarcación ‘Norwegian Pearl’ llegaron el pasado martes a Palma en pleno temporal. Así, el concierto previsto en la cubierta tuvo que trasladarse hasta el teatro interior. Debido a la capacidad, el rockero tuvo que realizar dos conciertos. En uno de ellos, una fan no pudo resistir la tentación y subió al escenario. Una muestra de devoción que el bueno de Jon respondió con una amplia sonrisa. 

Además del estadounidense, el programa del crucero Runaway To Paradise incluyó las actuaciones de otros artistas. Entre ellos un español, Antonio Rivas, que tuvo el honor de compartir escenario con uno de los cantantes más famosos del planeta.

Jon Bon Jovi durante su actuación en aguas mallorquinas (Foto: Twitter)
Jon Bon Jovi durante su actuación en aguas mallorquinas (Foto: Twitter)

Todos los artistas anglosajones…. menos uno

«La discográfica en la que estoy se enteraron de este evento y propusieron alguna de mis canciones a los organizadores. Les gustó mi música y para mi fue muy especial y un honor, porque además de ser el único español he sido el único latino, el resto eran artistas anglosajones«, ha recordado Rivas.

Además, ha explicado que «no era un crucero donde hay actuaciones, sino que era como un festival en un barco. Estaba Jon Bon Jovi y muchos más artistas, entre los que me incluía yo. La diferencia entre un festival en tierra y esto es que el crucero estaba montado para el cantante y todo el mundo que iba eran fans de Bon Jovi. Actuábamos con el barco atracado en puerto y durante la travesía. Hemos tardado 5 días de Barcelona a Mallorca porque íbamos despacio«.

«El propio Bon Jovi me dijo que uno debe ser fiel a lo que siente»

El español ha subrayado que «es una idea, como parte de su gira europea, le apetecía hacer algo diferente y montó un crucero que ha sido espectacular y estoy muy contento de haber podido asistir y tocar».

«Aunque las tendencias musicales ahora mismo son más la música electrónica y el reggaeton, el propio Bon Jovi me dijo que uno debe ser fiel a lo que siente y a lo que le gusta hacer. Entonces intento ser fiel a lo que a mi me gusta y me gusta el pop-rock. Primero te tiene que gustar a ti y sentirlo y si a alguien más le gusta, bienvenido sea», ha zanjado.

Pasado por agua

El rockero aterrizó en Ciutat alrededor de las 16:00 horas de este pasado martes. Tres cuartos de horas después, el cantante llegaba al muelle de Paraires. Allí le esperaban sus fans, a bordo del crucero Norwegian Pearl que este pasado lunes zarpó desde Barcelona. El líder de la popular banda saludó a sus seguidores mientras subía a bordo de la embarcación a través de una pasarela.

El crucero Runaway To Paradise llegó a Palma una hora antes que el cantante. La embarcación permaneció en aguas baleares hasta este el jueves. Entonces, al caer la noche, regresó a la Ciudad Condal para concluir su periplo.

Doble actuación debido al mal tiempo 

El mal tiempo obligó a Jon Bon Jovi a trasladar la actuación programa este pasado martes por la noche en el escenario de la piscina hasta el teatro interior del crucero, que permaneció amarrado en el Dique del Oeste durante toda la noche. Debido a la capacidad del recinto, el artista tuvo que ofrecer dos conciertos. Así, ningún pasajero se quedó sin su actuación. Luego, llegó el momento de las fotos.

La anécdota de una fan

Durante uno de los dos conciertos, una seguidora no pudo resistir la tentación y subió al escenario en plena actuación. «Sin duda una de las anécdotas de los conciertos de ayer de Jon Bon Jovi a bordo del Norwegian Pearl, cuando una fan se sube al escenario en el transcurso del show, a abrazar y besar a su ídolo, teniendo éste que improvisar una «cobra» para liberarse de la embarazosa situación. Como puede verse en su cara, un aprieto del que salió airoso el bueno de Jon«, comentan en la página de Facebook Spain Bon Jovi.

El miércoles, el esperado concierto

Los más de 2.000 pasajeros a bordo del ‘Norwegian Pearl’  pudieron disfrutar este miércoles por la tarde del esperado concierto de Jon Bon Jovi. El crucero zarpó a las 18:00 del Port de Palma en dirección a Calvia. Una hora más tarde, el cantante estadounidense apareció en el escenario, habilitado en la cubierta de la piscina al más puro estilo de un festival de verano.

«Parece que he traído la lluvia al Mediterráneo», lamentó el artista tras interpretar los dos primeros temas de los once previstos. «Parece mentira… os traigo de crucero y os meto en un barco donde no deja de llover», reiteró.

Cabe recordar que a bordo del Runaway To Paradise viajaron más de 2.000 personas de 53 nacionalidades diferentes. Cada uno de ellos, pagó entre 1.500 y 5.000 euros por su billete. Por cierto, las bebidas no estaban incluidas.

Deja un comentario / Mallorca Confidencial no se hace responsable de los comentarios vertidos en su web.